Satisfacción y cautela

  • Berizzo elogia el juego de los suyos durante la primera mitad

  • "Confiarnos sería un error", insiste

Berizzo, en el banquillo visitante. Berizzo, en el banquillo visitante.

Berizzo, en el banquillo visitante. / EFE

Eduardo Berizzo destacó a partes iguales las virtudes del juego de su equipo durante la primera mitad y los errores que hicieron peligrar la victoria en la segunda. Y así, de forma ecuánime y cauta, sin lanzar las campanas al vuelo ni dando por hecha la clasificación del Sevilla, el argentino analizó un partido en el que los suyos derrocharon luces y alguna que otra sombra.

"En el primer tiempo tuvimos el partido controlado. Después de marcar generamos cinco o seis ocasiones claras de gol para ampliar nuestra ventaja, lo que hubiese sido determinante. Pero no lo logramos y en la segunda mitad perdimos el control y ellos se crecieron. Al final, gracias a la verticalidad de nuestro juego, encontramos el segundo gol y pudimos marcharnos de aquí con un resultado muy bueno", resumió el entrenador del Sevilla.

Berizzo también elogió al Basaksehir, consciente de que en el momento en que los suyos no hicieron las cosas como debían, los locales los pusieron en aprietos. "El rival tiene jugadores muy talentosos", admitió. "Pero por suerte al final se impuso nuestro oficio", añadió.

Por eso, y aunque el 1-2 sea un resultado más que halagüeño, Berizzo prefiere ser precavido que cantar la clasificación antes de tiempo. "No podemos confiarnos, ni creer que esto ya está hecho. Eso sería un error", recalcó en varias ocasiones.

Preguntado por la clave de la mejoría que experimentó el Basaksehir en la segunda mitad, el técnico habló de la presión. "No creo que fuera tanto cosa del despliegue, como de la presión. Nosotros queríamos controlar la salida de balón de ellos, pero nos llevaban a nuestro campo y no nos dejaban", declaró.

Y aunque no fuera la cuestión que más le interesase responder, Berizzo contestó, una vez más, a los que le preguntaron por la posible salida de N'zonzi. El argentino no pudo ser más claro: "Él sabe lo importante que es en este equipo, no hace falta que yo se lo diga. Es un jugador top, con una presencia física descomunal, que administra el balón y que siempre es clave. Así que ojalá que podamos seguir contando con él esta temporada".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios