Berizzo: "El Girona va a probar nuestra confianza y nuestra convicción"

  • El entrenador sevillista tira de rotaciones para mantener la "intensidad física" de Liverpool y dominar el balón con la única idea de ganar en Montilivi

Berizzo da instrucciones en un entrenamiento. Berizzo da instrucciones en un entrenamiento.

Berizzo da instrucciones en un entrenamiento. / Juan Carlos Vázquez

Eduardo Berizzo ha atendido a la prensa antes de partir esta tarde hacia Gerona para el encuentro en Montilivi, donde el Sevilla jugará el primer partido oficial de su historia. El entrenador sevillista espera que su equipo mantenga la tensión tras la gran cita en Anfield: “Hay que entender que no hay relajación después de un partido tan tenso como el de Liverpool, que nos exigió mucho. Un de las claves para igualar el partido fue el derroche físico, eso es algo valioso que tenemos como equipo, que es fuerte físicamente. Hay que mantener ese tono físico y habrá cambios obligados por dolores y desgaste. La intensidad física no debe bajar”.

La presión del grande: “Vamos a enfrentar a un equipo con energía e ilusión, que ha empezado muy bien y en casa ha jugado buenos partidos y sumado puntos. Para nosotros puntuar y mantenernos arriba es muy importante. En campos como éste es cuando uno mira hacia atrás y reconoce haber ganado puntos”.

El reto de seguir arriba: “El reto, el desafío y la responsabilidad es ganar partidos, salir a ganar partidos e instalar nuestra manera de jugar. En Liverpool lo hicimos bien al inicio, luego nos dieron la vuelta y luego recuperamos el control. Somos un equipo que cuando tenemos el control nos comportamos de una manera y cuando no, cuando perdemos el balón nos desgastamos demasiado. Entonces, el objetivo es conseguir y dominar el balón y para eso necesitamos despliegue físico, movimientos y apoyarnos en la técnica, sobre todo, de nuestros mediocampistas para que distribuyan el juego correctamente”.

La victoria como única meta: “Nunca desarrollo un plan para sobrevivir en un partido, para sacar un resultado, siempre imagino el partido para desarrollar un juego y que ese juego nos lleve a ganar. No especulo con rivales, localías ni importancia de nuestro adversario. Es mi manera de pensar, y la de los jugadores también, la de ganar y salir a ganar todos los partidos. No hay partido imposible de ganar, sí difícil. Vamos con pleno potencial de ganar, de poder ganar el partido”.  

Posición en la tabla: “Ir líder en la jornada cuatro es una cosa anecdótica, pero mantenerse arriba a través de consolidar el juego no lo es y es nuestro principal objetivo mañana también”.

La dificultad del Girona: “Es un rival muy enérgico, con mucha disposición física, con un diseño de 5-3-2 o 5-2-1-2, muy intenso. Tiene un gran juego aéreo, y otros aspectos a resolver, como el juego directo, el juego en banda de sus carrileros. En casa se ha hecho fuerte. Va a probar nuestra adaptación al sistema y nuestra confianza y convicción en jugar el balón con profundidad y corrección, adueñándonos del partido a través de sujetar en lo táctico el juego y jugar”.

Reparto de esfuerzos y oportunidades: “Hay jugadores que necesitan descanso. Jesús viene de un gran partido en Eibar, repitió en Liverpool, y merece parar; nuestra pareja de centrales, también, con dolor particular en Kjaer; Escudero lo ha jugado todo. Y quiero también que la gente que necesita entrar en el equipo, como Carole, como Corchia, como Montoya, necesitan oportunidades y mañana las tienen. Cuando uno habla de plantilla necesita reafirmar eso en el campo y debe otorgar esas oportunidades a los que lo deben refrendar. Hay que cuidarlos a todos y probar la valía de todos, de toda la plantilla. El rendimiento va a poner a prueba a los jugadores, porque deben sostener una manera de jugar, un ritmo físico. Quiero que todos se sientan parte del equipo y eso debe mostrarlo cada uno aprovechando la oportunidad que tiene, tal es el caso de mañana”.

Críticas constantes en el Sevilla: “El empate en Liverpool y cómo lo conseguimos, tras remontar y casi ganar, ha sido valorado. Las críticas están en nuestra profesión, la exigencia del Sevilla la conocía antes y la compruebo ahora. Pero mi manera de pensar es esa, la necesidad y la exigencia de ganar todos los partidos. La exigencia es motivante, soy autoexigente y la crítica la recibo, la analizo y me hace repensar y crecer”.

Etiquetas

,

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios