VICKY MARTÍN BERROCAL

Valentino, 'Va por tí'

  • Con gesto torero la diseñadora dedicó al modisto italiano el gran éxito que acababa de cosechar su tercera colección de trajes de flamenca en una repleta Pasarela SIMOF.

Comentarios 0

Hasta la bola, por continuar con los términos taurinos, estaba la sala preparada para los desfiles de SIMOF en el Palacio de Exposiciones y Congresos para aplaudir la colección que presentaba la diseñadora onubense. Vicky Martín Berrocal, que se consolida como diseñadora con su tercera colección, se ha convertido también en la estrella que más brilla de los desfiles del Salón Internacional de la Moda Flamenca.

Todo era expectación a las 16,30 de la tarde hora a la que estaba previsto que comenzara el desfile. Colgado, el cartel de 'no hay billetes' para el público, pero también para los medios de comunicación. Pasarela de trajes de gitana, pero también de rostros conocidos. El front row no desmerecía al de los diseñadores más destacados de Cibeles. Marta Sánchez, Nuria March, Mario Vaquerizo, manager y marido de la cantante Alaska, Rafael Medina Abascal, Rosauro Baro, Eugenia Osborne, hija de Bertín Osborne, Teresa Rivera, hermana de Paquirri, o el torero José Mari Manzanares (padre) y su esposa eran sólo algunas de las caras conocidas que arropaban a Vicky a cada uno de los lados de la pasarela. También lo hacían su madre, su hermana Rocío, Israel Bayón y su público más especial, su hija Alba.

De todos ellos precisamente quiso comenzar hablando en su comparecencia ante los medios de comunicación. "Me hace mucha ilusión que muchos de mis amigos y mi familia estén hoy aquí conmigo. Los que conocéis pero también los que no vais a hacerle entrevistas y pasan desapercibidos para vosotros pero no para mí". Ante la pregunta de porqué ha dedicado su trabajo a Valentino respondió con rotundidad: "Se lo merecía, para mi es una referencia y en el año de su retirada después de todo lo que le ha aportado al mundo de la moda me parecía casi una obligación rendirle homenaje. ¿Qué si el lo sabe?Pues no lo sé con seguridad, Nati (Abascal) lo sabe, y está con él así que probablemente el también lo sepa. De todas formas, desde aquí: Va por ti".

"Una vez que ha acabado todo lo primero es que te vienes abajo. Después de todo el trabajo, de todo el agobio de última hora, de la tensión del momento. Cuando me calmo ya es hora de empezar a disfrutar y a compartir estos momentos con todos estos amigos que han venido a apoyarme", comentó señalando a la puerta de una sala dónde había preparado una recepción para todos ellos.

El desfile que abrió SIMOF 2008 fue en todo momento reflejo de la diseñadora, estuvo cargado de pasión, de vitalidad y de emoción, que llegó a su climax cuando la modelo Laura Sánchez lo cerró con un espectacular vestido de novia de tejido transparente en oro viejo. Con lágrimas recorriéndole el rostro la onubense recorrió la pasarela actuando, más que desfilando, al son de una triste canción de desamor. “Me he emocionado mucho con la actuación de Laura, pero ya no sólo con la del final, sino desde que salió por primera vez a la pasarela con el vestido rojo. Ella ha sabido plasmar todo lo que yo sentía, es mi amiga, me conoce, nadie podía haberlo hecho mejor que ella”.

Primer traje de novia

“Nunca había hecho una novia antes, pero lo del año pasado con el traje rojo que ha sido fotografiado por Vogue América, era muy difícil de superar. Encontré un tejido que me enamoró en Italia y pensé que sería ideal para la primera vez. Después vinieron los quebraderos de cabeza porque el tejido llegó finalmente hace 6 días, han estado 3 modistos dedicados exclusivamente al vestido, complicadísimo todo porque la parte de atrás del velo son todo blondas. Pero luego lo ves con Laura en la pasarela y todo ha merecido la pena”, continuó.

Tres colecciones después la evolución en los diseños es evidente pero niega haber cambiado en nada: “Sigo siendo exactamente la misma, pero he aprendido mucho. Me he rodeado de un equipo espectacular de profesionales, modistos, costureros, bordadores. Gente que se ha implicado hasta el fondo con ésta colección y sin los que no habría salido adelante. Muchas horas de trabajo, noches sin dormir, yo no estaría aquí sin todos ellos”.

Antes de marcharse y con los ojos de nuevo vidriosos, concluyó “Estoy feliz, deseando que llegue el que viene”.

Etiquetas

más noticias de MODA FLAMENCA Ir a la sección Moda flamenca »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios