Confirman un nuevo caso de ébola en Liberia

  • La OMS comunica la muerte de una mujer de 30 años y vacuna a 800 personas en Guinea Conakry

La Organización Mundial de la Salud (OMS) confirmó ayer un nuevo caso de ébola en Liberia, después de que el jueves falleciese una mujer aquejada por la enfermedad en su traslado a un hospital de Monrovia, la capital del país. Los resultados del laboratorio mostraron que la mujer, de 30 años, padecía ébola, lo que supone que éste es el tercer brote de la enfermedad en Liberia desde que el contagio original se diese por finalizado el 9 de mayo de 2015.

Ante la noticia, el Ministerio de Salud de Liberia, junto con la OMS y agencias asociadas, mandó un equipo a la comunidad de Monrovia en la que vivía la mujer y a la clínica en la que se le trató para iniciar una investigación e identificar a todos aquellos que pudieron tener contacto con ella. Además, ayer por la mañana las autoridades del país celebraron una reunión de emergencia para coordinar un plan de respuesta rápido. Ésta es la primera vez que se vuelve a confirmar un caso de ébola en el país después de que el último brote que se originó entre noviembre de 2015 y que se dio por finalizado el pasado 14 de enero.

Liberia no es el único país que aún sufre brotes aislados de la epidemia, puesto que la vecina Guinea Conakry ha detectado ocho casos en los últimos meses, originados por un contagio con el semen de un superviviente, y mantiene bajo vigilancia a otros 1.000 individuos.

De hecho, alrededor de 800 personas han sido inmunizadas con una vacuna experimental para tratar de contener la expansión de la enfermedad en el país, según anunció ayer la OMS. De las más de 1.000 personas que han sido identificadas y que están bajo observación médica, cerca de 800 han sido vacunadas en la última semana, incluidos 182 individuos considerados de alto riesgo.

La vacuna suministrada fue probada por el Ministerio de Salud de Guinea Conakry, la OMS y agencias asociadas a lo largo del pasado año y mostró una alta efectividad en la prevención del virus. Desde entonces, dicha medicación se ha utilizado para contener el último brote en Sierra Leona y ahora en Guinea Conakry.

Aun así, el pasado martes la OMS anunció que la epidemia de ébola ya no constituye una emergencia sanitaria de alcance internacional, porque estos contagios no corresponden a la cadena de transmisión original, sino al contacto con el semen de un superviviente.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios