España prospera en igualdad de género

  • Un estudio del Instituto Europeo de Igualdad de Género sitúa al país dos puntos por encima de la media comunitaria

  • Suecia y Grecia abren y cierran el ranking

La igualdad entre hombres y mujeres mejoró en España entre 2005 y 2015 en todos los ámbitos, según se desprende de un estudio realizado por el Instituto Europeo de Igualdad de Género (EIGE). El índice, que mide los avances en materia de igualdad en la Unión Europea de los 28, otorgó a España una calificación de 68,3 puntos, por lo que el país se sitúa dos puntos por encima de la media (66,2). El ranking está liderado por Suecia y alerta de que los avances se producen "a paso de caracol" por las escasas mejoras registradas en Europa en aspectos como el empleo o el tiempo dedicado a la casa y el cuidado de los niños, donde todavía existe una gran brecha.

En esta edición, presentada ayer en Bruselas, EIGE incorpora nuevos elementos con el fin de dar una imagen más precisa de las realidades a las que se enfrentan las mujeres y los hombres europeos, además de reflejar las tendencias de la igualdad de género en los últimos diez años.

El índice asigna a los estados miembros puntuaciones que van de 1 (que corresponde a una completa desigualdad) a 100 (equivalente a la plena igualdad). No sólo mide las brechas existentes en materia de género entre mujeres y hombres, sino que también tiene en cuenta el contexto del país y los distintos niveles de logros alcanzados en los estados miembros en diversos ámbitos. Así, el índice de igualdad de género consta de seis dimensiones fundamentales (trabajo, dinero, conocimiento, tiempo, poder y salud), además de dos dimensiones satélite (violencia e intersección de las desigualdades).

En el caso de España, logra en Trabajo un 72,4 (la media europea es de 71,5); en Dinero un 75,9 (79,6 la media); en Conocimiento, un 65,3 (63,4 la media); en Tiempo, un 64 (65,7 la media); en Poder, un 57 (48,5 la media) y en Salud, 89,6 (87,4 la media). En el caso de violencia, este campo aparece en blanco ante la falta de datos armonizados en la UE.

A nivel general, el EIGE señala que la UE de los 28 está avanzando aunque, en líneas generales, el progreso "es muy lento" como refleja el hecho de que, en comparación con el informe publicado hace diez años, la media europea ha subido en cuatro puntos en una década.

En esta edición, el país mejor situado es Suecia, con 82,6, mientras que el último de la clasificación es Grecia, con 50. El informe hace una alusión especial a los avances de Italia, que ha ganado en la última década 12,9 puntos, hasta los 62,1 actuales.

Uno de los apartados donde más persisten los problemas es en el uso del tiempo que hombres y mujeres dedican al cuidado de la casa y de los familiares dependientes. La división más igualitaria se da en Suecia, Holanda y Dinamarca. Sin embargo, los mayores progresos en esos 10 años se registraron en países como Letonia, la República Checa o España.

Pese a que los ingresos fueron una de las áreas en las que se produjeron más mejoras a nivel de igualdad en la última década, los hombres siguen cobrando de media un salario mensual un 20% superior al de las mujeres.

Los autores del estudio argumentan que aún se está "muy lejos de llegar a una sociedad de igualdad de género" y consideran que "todos los países de la UE pueden mejorar" pues, en algunas áreas, las brechas son aún mayores que hace diez años.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios