Los McCann difunden un retrato robot del supuesto secuestrador de Madeleine

  • El dibujo se realizó sobre las declaraciones de una turista en Praia da Luz, que vio a un hombre "extraño" en la zona.

Comentarios 11

La lucha de Gerry y Kate McCann por encontrar a su hija Madeleine, desaparecida el 3 de mayo del año pasado, continúa sirviéndose de los medios. Así, la familia inglesa ha hecho público un nuevo retrato del hombre que creen podría haber secuestrado a la pequeña en El Algarve portugués. Este esbozo se realizó tomando como base las declaraciones de una turista que detalló el aspecto de un hombre "extraño" que había estado días antes de la desaparición de la niña en el complejo turístico donde la familia McCann disfrutaba de unas vacaciones.

El retrato robot, el segundo hecho público desde el comienzo de las investigaciones, muestra a un sujeto de tez blanca, complexión delgada y pelo negro, de entre treinta y cuarenta años. Además, y según la declaración realizada por Gail Cooper, que estaba de vacaciones en el mismo complejo que los McCann, el varón habla un inglés con mucho acento y se cree que podría ser español o del norte de África.

El portavoz de la familia de Madeleine, Clarence Mitchell, aseguró que Cooper vio al hombre caminando por una playa desierta en medio de una fuerte lluvia el 20 de abril, trece días antes de la desaparición de la pequeña. Ese mismo día, el sospechoso acudió a la casa de Cooper y, tras mostrarle una identificación, dijo recaudar dinero para un orfanato local. Dos días más tarde, el 22 de abril, el mismo hombre fue visto rondando a un grupo de niños que realizaban una excursión en una playa, la misma salida que unas jornadas después hizo Madeleine.

"¿Quién es? ¿Dónde está?", se preguntó Mitchell en una rueda de prensa. "Si es inocente, queremos que dé un paso adelante por su propio bien, para que pueda ser descartado", añadió el portavoz de los McCann, quien señaló "muchas similitudes" entre el esbozo dado a conocer hoy y el anterior, realizado a partir de una descripción de Jane Tanner, una de las amigas que cenó con los padres de Madeleine la noche en que se perdió la pista de la menor y que aludió a un sospechoso que abandonó el complejo turístico de Praia da Luz con un niño en pijama en sus brazos.

Desde que Madeleine desapareciese el 3 de mayo, sus padres han hecho una cruzada ante medios, personalidades e instituciones para luchar por una causa que, desde entonces, se ha basado en especulaciones. Incluso la Policía portuguesa ha nombrado a Kate y Gerry sospechosos formales del extraño suceso, en cuya relación podrían estar implicados.

Sin embargo, el matrimonio británico, que tiene también otros dos hijos, no ceja en su empeño de lograr noticias de Madeleine y, para ello, han creado una página web y una cuenta en la que recibir fondos, entre otras iniciativas. Además, contrataron a una empresa de detectives española, que atribuyó el secuestro de la menor a un delincuente que se la habría llevado consigo al norte de África.

Ahora, y con la difusión del nuevo retrato robot, la familia aspira a lograr una búsqueda internacional coordinada mediante un número de teléfono central que recogiese las distintas pistas que vayan llegando. El portavoz de los McCann también quiere reactivar la investigación, de tal forma que se revisen de nuevo todas las grabaciones policiales y las declaraciones de los testigos, entre ellas la de una niña de 12 años que también mencionó la presencia de un extraño en el complejo turístico de Praia da Luz en mayo del año pasado. Como tercer punto, Mitchell instó a incrementar la colaboración entre la Interpol y las policías portuguesa, española, marroquí y británica.

más noticias de SOCIEDAD Ir a la sección Sociedad »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios