Los McCann se sienten aliviados tras dejar de ser considerados sospechosos

  • El abogado de los McCann consideró también que la decisión de la Fiscalía era previsible y adelantó que el matrimonio McCann seguirá buscando a su hija

Comentarios 3

Kate y Gerry McCann, padres de la niña británica Madeleine, se sienten aliviados después de que la Fiscalía lusa levantase la condición de sospechosos que pesaba sobre ellos, según su portavoz, Clarence Mitchell.

"Hay cierto alivio, pero en absoluto aires de celebración. Nunca deberían haber sido 'arguidos' . El hecho de que hayan salido de esto sin ser acusados lo prueba", dijo Mitchell.

La Fiscalía portuguesa archiva el caso por falta de pruebas y levantó la condición de 'arguidos' que pesaba sobre los McCann, así como sobre el otro sospechoso, el británico Robert Murat.

Mitchell explicó que los McCann sólo harán una declaración pública en Rothley (centro de Inglaterra) cuando hayan conocido todo su contenido.

Destacó que el hecho de que la Policía lusa los considerara en septiembre pasado sospechosos de la desaparición de su hija ha sido "una distracción" y "ha dañado su buena reputación", por lo que los McCann "tendrán que valorar" que hacen ahora.

"Son una pareja a las que se ha hecho una injusticia. Durante los últimos meses han sufrido esta agonía, así como el dolor de perder a su hija", dijo.

"La única cosa que les preocupa es encontrar a Madeleine", añadió Mitchell, que confió en que la policía lusa continúe cooperando con la investigación privada.


Decision agridulce

El abogado luso del matrimonio McCann, Rogerio Alves, dijo que la decisión de la Fiscalía portuguesa de archivar el caso Madeleine por falta de pruebas tiene un carácter agridulce para los padres de la menor.

Alves indicó que "infelizmente" el caso se cierra sin que se conozca qué pasó la noche del 3 de mayo de 2007, cuando la niña británica desapareció del apartamento turístico del Algarve donde dormía junto a sus hermanos.

Al mismo tiempo, agregó el letrado, es una decisión "gratificante" para Kate y Gerry McCann si se tiene en cuenta que "el proceso se volvió contra ellos" cuando fueron considerados sospechosos de una hipotética muerte accidental de su hija.

Pero Alves aseguró que ésta es una "satisfacción secundaria", porque lo que los padres de Madeleine desean es recuperar a la niña.

Consideró también que la decisión de la Fiscalía era "previsible" ante la falta de avance en las investigaciones, aunque adelantó que el matrimonio McCann seguirán buscando a su hija.

El letrado se mostró seguro de que la Policía Judicial portuguesa hizo "todo lo que estaba a su alcance" y que sólo se manifestarán en otro sentido cuando tengan acceso al contenido del sumario.

Alves espera que a partir de ahora la información de la PJ sirva para que la policía británica y los investigadores privados contratados por los McCann avancen en su trabajo y "surja una nueva luz en la investigación".

El abogado de los McCann dijo que ahora que sus clientes ya no son sospechosos es "tiempo de mirar adelante", estudiar el sumario y hacer que los padres vuelvan a estar al lado de la policía para colaborar en la búsqueda de su hija.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios