Muere un hombre desangrado en un asalto a un locutorio de Madrid

  • El asaltante falleció a causa de un corte profundo en un brazo. El finado tenía múltiples antecedentes por robo con fuerza.

Un hombre de 35 años y con múltiples antecedentes por robo con fuerza ha muerto desangrado tras cortarse en un brazo durante el asalto a un locutorio de la calle Amposta, en el distrito madrileño de San Blas. Según han explicado fuentes de la Jefatura Superior de Policía de Madrid y de Emergencias Madrid, sobre las 05.15 horas la Policía recibió una llamada de un vecino alertando de la presencia de un individuo que sangraba en la calle Telares número 9, en el mismo distrito.

Hasta allí se trasladó una patrulla de la Policía Nacional, que se encontró a Juan José M. R., español de 35 años y con múltiples antecedentes policiales por robo con fuerza, tendido en el suelo con un corte profundo en el antebrazo, por el que sangraba abundantemente. Junto a él la Policía encontró una caja registradora. El reguero de sangre que comenzaba en el lugar donde se encontró al hombre condujo a los agentes hasta un locutorio situado a unos 200 metros, en la calle Amposta con la calle Carpintería, donde comprobaron que el establecimiento tenía un escaparate roto.

Las fuentes han explicado que la víctima "debió de hacerse un corte profundo en el antebrazo izquierdo con los cristales" que le produjo una hemorragia, y en su huida dejó un reguero de sangre hasta que perdió la consciencia y se desplomó. Al lugar se trasladó una unidad del Samur que le encontró en parada cardiorrespiratoria, de la que sus efectivos no pudieron sacarle a pesar de las maniobras de reanimación. Según Emergencias Madrid, que cita a los efectivos del Samur, el hombre debía de sufrir alguna patología de base porque, aunque había perdido mucha sangre, la herida producida por el corte no era suficiente como para causarle la muerte.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios