Polémica en Suiza por permitir peleas entre vacas alpinas

  • La ciudad de Ginebra incluye en el programa de su fiesta nacional enfrentamientos entre estos animales.La ONG de la Liga Suiza contra la Vivisección apela a la Corte de Justicia para retirar el evento.

Ginebra se convertirá en una pequeña plaza de toros donde doce vacas pelearán por ser la reina de la manada, una tradicional práctica alpina que este año se traslada a la ciudad y será el plato fuerte del programa de la fiesta nacional, pese a la oposición de defensores de los animales.

En una zona próxima al centro de la ciudad se ha instalado una especie de plaza de toros, de 21 metros de diámetro, en la que las vacas de Hérens, conocidas por su robustez, combatividad y sentido de la jerarquía, se enfrentarán el día de la fiesta nacional para determinar cuál de ellas es coronada como reina. Esta práctica, muy conocida en los Alpes suizos, franceses e italianos, consiste en situar dos vacas frente a frente para que peleen, normalmente golpeando a la otra con su cabeza y sus cuernos, con el objetivo de lograr que su contrincante retroceda y se rinda ante la reina. Estas peleas organizadas tienen su origen en los enfrentamientos que cada primavera se dan entre el ganado para determinar cuál de los ejemplares guiará al resto en su pasto veraniego por las montañas.

La Liga Suiza contra la Vivisección (Lscv) apeló a la Corte de Justicia de Ginebra para retirar el evento del programa de la fiesta nacional, pero el tribunal desestimó el recurso al considerar que estos combates "son más juego que lucha" y recordó que los animales "nunca han sido heridos en los enfrentamientos". También el Ayuntamiento de Ginebra defendió en su página web que las vacas "no son obligadas a luchar, sino que estos enfrentamientos son naturales" y recordó que en la cita de Ginebra las autoridades locales han impuesto ciertas reglas para garantizar el bienestar de los animales. "Todo el mundo no tiene la oportunidad de desplazarse a los pueblos de montaña o a la Suiza central, por eso se ha apostado por traer una de estas tradiciones a la ciudad", agregaron desde el Consistorio.

Junto a la polémica lucha de vacas, durante la jornada festiva del 1 de agosto la ciudad de Ginebra también acogerá un concierto del grupo musical tuareg Tinariwen y la actuación del trompetista suizo Erik Truffaz, además de diversas actividades para niños y adultos, como torneos de petanca o un muro de escalada, entre otras.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios