La contaminación por fipronil en humanos es "muy improbable"

  • Un toxicólogo asegura que una persona ha de comer miles de huevos infectados para sufrir efectos adversos

El fipronil representa un riesgo de intoxicación "muy improbable" para los humanos, que, en los niveles máximos detectados en Bélgica y Holanda, tendrían que consumir miles de huevos contaminados a lo largo de su vida para sufrir efectos adversos, a juicio del experto y toxicólogo de la Universidad de Lovaina Alfred Bernard, quien insistió en que los consumidores deben estar tranquilos y que las medidas de precaución tomadas hasta el momento responden más a un fraude legal que a un "peligro" real de intoxicación.

"No hay riesgo para la población en este momento. Esta limitado y potencialmente es muy improbable", aseguró el experto. El asunto ha creado alarma y confusión en Holanda y en Bélgica, donde se detectaron trazas de fipronil superiores al umbral de "riesgo" establecido por la Agencia Europea de Seguridad Alimentaria, en 0,72 miligramos por kilo de alimento.

Bernard subrayó que estos niveles tendrían que superarse "durante un periodo muy prolongado para que entrañaran un riesgo de intoxicación crónica", y aseguró que no ha habido ningún caso de muerte en Europa. "El riesgo es casi inexistente porque la duración de la exposición es limitada, hay un margen de seguridad muy alto y la probabilidad de que una persona consuma todos los días huevos contaminados es muy limitada", afirmó.

La OMS clasifica el fipronil como "moderadamente tóxico" para los humanos y estima que sólo en grandes cantidades puede causar daños hepáticos, a nivel del tiroides o riñones. Una persona tendría que consumir al menos 10.000 huevos contaminados, durante un corto periodo de tiempo, para poner en riesgo su salud.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios