Accidente en Badajoz

En prisión el conductor de la retroexcavadora al dar positivo por drogas

  • Ha dado positivo en el test de saliva a cocaína y cannabis. La juez le imputa cinco delitos de homicidio por imprudencia, otro de lesiones grave y otro contra la seguridad vial.

Comentarios 41

El Juzgado número 2 de Castuera ha decretado el ingreso en prisión provisional comunicada y sin fianza para el conductor de la retroexcavadora involucrado en el accidente de anoche en el que murieron cinco chicos de un equipo de fútbol sala de Monterrubio de la Serena (Badajoz) que viajaban en un microbús. La juez le imputa cinco delitos de homicidio por imprudencia, otro de lesiones grave y otro contra la seguridad vial, según han informado fuentes judiciales, que apuntan, además, a que el hombre será trasladado a la prisión de Badajoz. El detenido, F.F.M. de 37 años, había consumido cocaína y cannabis, según los primeros análisis. Aunque se trata de una primera prueba indiciaria que deberá ser contrastada con un análisis posterior en laboratorio, fuentes de la Dirección General de Tráfico (DGT) han indicado que el conductor ha dado positivo en el test de saliva a cocaína y cannabis. 

El accidente tuvo lugar a las 21:22 a la altura del kilómetro 3,5 de la carretera BA-051, que une las localidades pacenses de Puerto Hurraco y Castuera, en una larga recta en una colisión entre la retroexcavadora y el microbús, en el que viajaban 17 personas, entre ellas 14 niños del citado equipo de fútbol. Según Tráfico, el accidente se produjo cuando el microbús adelantaba en la recta a la máquina agrícola y ésta realizó un giro brusco hacia la izquierda, lo que obligó al bus a intentar esquivarle desplazándose también a la izquierda y cayó a la cuneta. 

Ambos vehículos tenían el seguro en regla y el autobús, matriculado en 2000, la ITV pasada, mientras que Tráfico no tiene constancia de que la retroexcavadora, matriculada en 2005, hubiera pasado la inspección técnica de vehículos, que tenía que haber superado en julio del año pasado, ya que este tipo de maquinaría debe hacerlo cada ocho años. En el registro de Tráfico no consta, lo que no quiere decir que no la pasara porque a veces las oficinas de la ITV tardan un tiempo en comunicar las inspecciones. 

Las mismas fuentes han señalado que los trece heridos en el accidente, la mayoría menores, llevaban puesto el cinturón de seguridad y, de momento, no han podido precisar si también hacían uso de este elemento los cinco fallecidos. Los féretros con los cuerpos de estos cinco fallecidos -de entre 12 y 15 años- han llegado al polideportivo municipal de Monterrubio de la Serena (Badajoz), donde se ha instalado la capilla ardiente, entre el dolor de familiares y vecinos y en medio de un respetuoso silencio, después de que se les hayan practicado las autopsias en el Instituto Anatómico Forense de Badajoz. El pabellón, repleto de coronas y ramos de flores, ha sido cerrado al público hasta este sábado, cuando se celebre el funeral, al que ya ha anunciado que acudirá el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz. En su interior permanecen los familiares y allegados de las víctimas, que son atendidos en todo momento por un equipo de psicólogos de Cruz Roja. 

Además, el Servicio Extremeño de Salud (SES) ha montado un dispositivo especial en Monterrubio de la Serena, localidad de poco más de 2.500 habitantes, que vive consternada por esta tragedia en la que se han implicado todos los vecinos para apoyar con todo lo necesario a las familias de las víctimas, según ha explicado su alcalde, Antonio Blázquez. En concreto, se ha abierto un hospital de campaña en el polideportivo municipal, atendido por un equipo formado por un médico y un enfermero y una ambulancia convencional del SES, que permanecerá en el lugar hasta la hora del funeral, por si la población necesitara asistencia sanitaria. 

Mientras tanto, sólo tres de las 13 personas que resultaron heridas en el accidente, dos menores de 12 y 14 años y un adulto de 77 años, permanecen ingresadas en el Hospital de Don Benito-Villanueva, ninguno de ellos grave y con una evolución favorable.   

Tanto los Reyes como los Príncipes de Asturias y el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, han trasmitido a las familias de los fallecidos su pésame por la muerte y hasta la provincia pacense se han trasladado el subsecretario del Ministerio del Interior, Luis Aguilera, y la directora general de Tráfico, María Seguí. Al término del Consejo de Ministros, la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, ha trasladado su solidaridad y la del Ejecutivo con esas familias que "probablemente están viviendo lo más difícil de su vida: la muerte de un hijo". 

A las puertas del pabellón polideportivo de Monterrubio de la Serena, Jesús Esteban, de 14 años, ha relatado a los periodistas que iban por la carretera "celebrando" que habían quedado primeros en la competición cuando se dieron cuenta de la incorporación de la retroexcavadora a la vía, lo que provocó que el microbús cayera a la cuneta y volcara. "Sentía que me daba golpes por todos los lados y me mareé, caí al suelo y me ayudaron a salir", ha relatado este niño, quien usó un móvil que se encontró en el suelo para llamar a sus padres y tranquilizarlos. 

Cuando se produjo el accidente, el CD Monterrubio volvía de jugador dos partidos en Herrera del Duque, de las categorías cadete e infantil, de los Juegos Deportivos Extremeños (Judex). El pleno municipal de Monterrubio de la Serena ha declarado tres días de luto oficial y ha suspendido sus fiestas patronales de San Isidro. En un salón de plenos abarrotado, el alcalde de la población, Antonio Blázquez, también entre sollozos, ha agradecido las numerosas muestras de solidaridad públicas y privadas recibidas, antes de mantener un minuto de silencio. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios