Iván Fandiño, cornada mortal en la plaza francesa de Aire Sur l' Adour

  • El diestro vasco, de 36 años, cogido cuando realizaba un quite, fue herido en el tórax y en el costado derecho.

Fandiño, con la oreja que cortó al primer toro en su última corrida Fandiño, con la oreja que cortó al primer toro en su última corrida

Fandiño, con la oreja que cortó al primer toro en su última corrida / Prensa Iván Fandiño

Comentarios 3

Cuando todavía no se ha cumplido ni un año de la muerte del matador de toros segoviano Víctor Barrio -9 septiembre 2016 en Teruel-, el diestro vasco Iván Fandiño fallecía este sábado a consecuencia de una gravísima cornada inferida por un toro de la ganadería de Baltasar Ibán en la ciudad francesa de Aire Sur l ' Adour.

Iván Fandiño caía a la arena cuando realizaba un quite con el capote al toro que le correspondía en suerte a Juan del Álamo. Fue arrollado con los cuartos traseros del toros y fue prendido por el ejemplar de Baltasar Ibán cuando el torero yacía en la arena. Ahí, le propinó una cornada en la zona del tórax, en la zona del costado derecho. El torero entró consciente y con vida a la enfermería, aunque con claros gestos de dolor.

Allí fue intervenido en primera instancia y al comprobar la gravedad de la cornada, fue trasladado al hospital de Mont de Marsan donde ya no pudo llegar con vida. Parece ser que durante el trayecto, pudieron reanimarle de un primer paro cardíaco, pero antes de llegar al centro hospitalario, sufrió un segundo paro cardíaco que ya no pudo superar, por lo que los médicos del hospital no pudieron hacer nada por su vida.

Con anterioridad, Fandiño había cortado una oreja del toro que abrió plaza, al que había toreado de modo rotundo y sólido. Una faena notable rematada además de una gran estocada.

"Que se den prisa en llevarme al hospital porque me estoy muriendo"

Iván Fandiño, consciente, supo de la gravedad de la cornada y dijo como últimas palabras: "Que se den prisa en llevarme al hospital porque me estoy muriendo". Fue la última frase que el diestro vasco pronunció en el trayecto en ambulancia desde la ciudad francesa de Aire Sur L'Adour al hospital Layné, de Mont de Marsan.

Estas palabras, según el diario francés Sud-Oest, se las dijo al torero francés Thomas Dufau, compañero de Fandiño en la corrida y que fue uno de los encargados en llevarle en volandas a la enfermería de la plaza.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios