Octavio Chacón corta oreja en la plaza más alta del mundo

  • El torero de Prado del Rey fue premiado con el escapulario de la Inmaculada Concepción

El pasado sábado toreó en perú Octavio Chacón en la corrida de toros en honor a la Virgen Inmaculada Concepción, en el distrito de Macusani, provincia de Carabaya, en Puno, en una plaza de toros situada nada menos que a 4800 metros sobre el nivel del mar.

Con unas 15.000 personas en los tendidos y parte del cerro aledaño a la plaza de toros se lidiaron siete ejemplares, cuatro de la ganandería de "Rural Alianza", descastados, y tres del hierro de "Checayani", justitos de fuerza.

Octavio Chacón de España, quien fue declarado como el triunfador de la tarde con un balance de silencio, silencio y oreja. Paco Céspedes, vuelta al ruedo, oreja y silencio. Rocío Morelli, vuelta al ruedo.

El torero de Prado del Rey fue premiado con el escapulario en litigio como triunfador del festejo. Para la anécdota, el torero, además del esfuerzo y el mal de altura, que le obligó a pasar a la enfermería con una hemorragia nasal, tuvo que superar el intenso frío, hasta el punto de que falló a espadas en sus dos primeros toros hasta que su apoderado en Perú, Montenegro, le consiguió unos guantes para proteger sus heladas manos. La plaza de toros de esta zona, famosa por sus explotaciones auríferas, es considerada la más alta del mundo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios