Apuesta por la ciencia sevillana

  • El Consistorio acoge la entrega de Premios a la Excelencia Investigadora

Felipe Cortés tiene 36 años y acaba de obtener una plaza como científico titular en el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) tras una larga trayectoria profesional. Su esfuerzo y el de otros investigadores fueron reconocidos ayer en la entrega de los Premios a la Excelencia Investigadora 2013 que tuvo lugar en el Salón Colón del Ayuntamiento de Sevilla.

El Consistorio -a través del Servicio de Juventud de la delegación de Cultura, Educación, Deportes y Juventud, y en colaboración con la Agencia Estatal del Consejo Superior de Investigaciones Científicas- convoca este galardón para "reconocer el trabajo y el talento investigador de la juventud sevillana", tal y como aseguró María del Mar Sánchez Estrella, delegada de Cultura, Educación, Juventud y Deportes del Ayuntamiento de Sevilla, que presidió la ceremonia junto a José Ramón Urquijo Goitia, vicepresidente de Organización y Relaciones Institucionales del CSIC.

Entre los objetivos de los Premios a la Excelencia Investigadora 2013 (valorados con 4.000 euros cada uno) se encuentran, entre otros, dar a conocer los trabajos de los jóvenes sevillanos fuera de la ciudad, difundir y poner en valor su labor investigadora, además de premiar y reconocer las investigaciones realizadas. El jurado ha valorado un total de 57 proyectos, de los que 51 fueron presentados como candidaturas individuales y los seis restantes lo hicieron como grupo.

El premio individual de la rama de Investigación en Ciencias fue para Felipe Cortés, cuya investigación va encaminada a comprender los mecanismos moleculares que rigen la reparación del ADN, así como el impacto fisiológico que una rotura en el ADN puede provocar en la salud humana. "El ADN determina todo lo que somos, pero éste se puede romper por agentes químicos, por ejemplo. Queremos entender cómo se repara esa rotura a través de diversos mecanismos", afirmó el investigador. En los minutos que Cortés tuvo para agradecer este galardón, reconoció que, aunque su proyecto era una candidatura individual, "la ciencia siempre es en grupo". Además, Cortés señaló durante su intervención que "esta convocatoria es una acción para agradecer, ya que no es muy frecuente que se reconozca la iniciativa científica".

Cortés es licenciado en Biología por la Universidad de Sevilla y realizó su tesis doctoral en el departamento de Genética de la Universidad de Sevilla. Tras estar en la Universidad de Sussex (Inglaterra), regresó a España y, tras mucho esfuerzo, ha logrado sacar una plaza como científico titular del CSIC. "Hay muy pocas plazas y hay gente muy preparada para esto. Casi todos se la merecían al igual que yo", señaló el investigador que ha obtenido su plaza en una convocatoria en la que se presentaban cincuenta personas y tan sólo había dos puestos.

Juan Pablo Murga recibió el premio individual en la rama de Investigación de Humanidades. El proyecto galardonado tiene como objetivo el estudio de diversos aspectos sustantivos de los procesos de ejecución forzosa en el ámbito inmobiliario. "Es un tema muy actual, lo que me ha permitido publicar sobre ello", declaró el joven investigador.

Melillense de nacimiento, el joven de 27 años lleva instalado en Sevilla desde que comenzó la carrera. Es licenciado en Derecho por la Universidad de Sevilla y en la actualidad disfruta de una beca del Programa de Formación del Profesorado Universitario del Ministerio de Educación, Cultura y Deportes hasta 2015. "La convocatoria de este premio es un importante aliciente para la labor investigadora", reconoció Murga en las palabras de agradecimiento que dirigió a los asistentes de esta ceremonia.

El tercer reconocimiento fue a parar al Grupo de Materiales Ópticos Multifuncionales del Instituto de Ciencia de Materiales de Sevilla, integrado en un 70% por investigadores menores de 30 años y liderado por el profesor Hernán Ruy Míguez García. Este grupo, creado en 2005, está compuesto por Alberto Jiménez, María del Carmen López, Miguel Anaya, Silvia Colodrero, José Raúl Castro y Mauricio Ernesto Calvo. A pesar de la juventud de este conjunto, se ha situado en una posición líder en el campo científico y tecnológico de materiales ópticos. De hecho, el grupo, financiado por el Starting Grant, publica con frecuencia en revistas prestigiosas de este ámbito y ha sido galardonado en dos ocasiones con el Premio cicCartuja-Ebro Foods.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios