LA Importancia de los argumentos

Buenos oradores con acento gaditano

  • El equipo de alumnos del colegio San Felipe Neri gana el Torneo de Debates Jóvenes promesas celebrado en Sevilla

De izquierda a derecha: Alicia Moldes, María Ruz, German Álvarez y Alba Pérez. De izquierda a derecha: Alicia Moldes, María Ruz, German Álvarez y Alba Pérez.

De izquierda a derecha: Alicia Moldes, María Ruz, German Álvarez y Alba Pérez. / fito carreto

Cuatro alumnos del colegio gaditano San Felipe Neri subieron a lo más alto del podio en el Torneo de Debates Jóvenes Promesas. Bajo el tema ¿Nos prepara la educación para solventar los retos globales?, estos estudiantes gaditanos fueron capaces de derrotar al almeriense SEK Alborán, vencedor del torneo hace dos años.

La competición organizada por la consultora Con Acento celebró el pasado 30 de junio su gran final en la sede de la Fundación Cajasol de Sevilla. Tras el atril, los chicos de ambos equipos defendieron su postura a capa y espada. Frente a ellos un jurado más que exigente que disfrutó de juzgar aquello que no hace tantos años ellos mismos hacían sobre la tarima. Todo ello con los aplausos de un público que no paró de animar.

En esta octava edición, el torneo de debates abrió sus puertas y éste ha sido el primero que ha tenido nivel nacional. En él participaron más de 120 alumnos de Bachillerato de toda España. Para poder concursar, los chicos tuvieron que quedar primeros en la fase provincial, un logro que consiguieron los alumnos de San Felipe Neri el pasado 12 de febrero, cuando vencieron al IES Torre Almirante de Algeciras en el Salón Regio de la Diputación Provincial.

El pasado 27 de junio, los gaditanos llegaron a Sevilla recién salidos de la Selectividad. El equipo formado por María Ruz (introductora), Germán Álvarez (primer refutador), Alicia Moldes (segunda refutadora) y Alba Pérez (conclusora), acompañados por las profesoras del centro Margarita Gaztelu y Amparo Bellón, tuvo una trayectoria brillante durante el torneo venciendo en seis de los siete debates que disputaron. La única derrota fue contra el SEK, equipo al que se enfrentarían días más tardes en la gran final. Éste ha sido el quinto año que San Felipe Neri se ha presentado al torneo, pero en ninguna ocasión había llegado tan lejos.

El viernes 30, los gaditanos se enfrentaron a los almerienses. Los primeros, con la postura en contra y con no muchas esperanzas de vencer en un principio, centraron su argumentación en tres pilares: la familia, la escuela y el entorno. "Nos basamos en que la escuela es un complemento a todo ello y que sólo con la educación no se puede resolver ningún reto global", dice Alicia, una de las integrantes del grupo. San Felipe Neri obtuvo un éxito total y venció al SEK Alborán, un rival nada fácil y con una larga trayectoria en la historia del torneo. "La final estuvo bastante igualada, fue como un partido de tenis", comenta Miguel Ángel Sastre, uno de los jueces del torneo.

El jurado estuvo formado por los fundadores de Jóvenes Promesas, Pablo del Río y Alberto Barco; y autoridades como Javier Nó, decano de la Facultad de Ciencias Sociales y Humanas de la Universidad Loyola; y María Dolores de Dios, directora de la Asociación de Jóvenes Empresarios de Sevilla. Tal fue el éxito de los gaditanos que uno de sus miembros, Germán, obtuvo el premio al mejor orador nacional. "El premio para nosotros es ser considerados unos buenos debatientes, debatir durante esos días en Sevilla, aprender y la huella que conlleva en el currículum de los chicos, y para nosotras, las profesoras, el orgullo de haberles ayudado a conseguirlo", declara Margarita, responsable de este grupo. San Felipe Neri se presentó al torneo de casualidad. "Veníamos en el tren de vuelta de Madrid de otro torneo de debate y Margarita nos propuso presentarnos, quedaba sólo una semana para la fase provincial y no teníamos nada preparado. Era una locura, pero aún así lo hicimos", comenta Germán.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios