El Tarot como fuente de inspiración

  • Ceramista La galería El Viajero Alado, en Lebrija, alberga hasta noviembre una colección de 22 piezas de cerámicas que representan los arcanos mayores del Tarot de Marsella, con más de cinco siglos de historia. Su autor es José María Herrera, 'Gallo', ceramista artístico sevillano desde hace 30 años

Ceramista artístico lebrijano, José María Herrera, Gallo, expone estos días en la galería El Viajero Alado una colección de 22 piezas de cerámica que representan los arcanos mayores del Tarot de Marsella. La Emperatriz, el Loco, la Muerte, el Diablo, el Ermitaño o la Rueda de la Fortuna son algunos de los personajes de las cartas medievales que colgarán en las paredes de la galería lebrijana hasta noviembre. "Nunca hasta el momento me había fijado en el Tarot de Marsella, pero me llamó la atención sus colores y trazados, y decidí documentarme sobre ellas". Aunque ha participado en varias exposiciones colectivas y ferias artesanales, ésta es la primera exposición individual de José María Herrera. Hace 30 años que este lebrijano trabaja la cerámica. "Cuando tenía poco más de 20 años, se creó una cooperativa en Lebrija de la mano de Miguel Pérez. Él fue el que nos enseñó la vertiente más artística de la cerámica, desconocida hasta el momento aquí, ya que Lebrija siempre ha sido de tradición alfarera". Tras varios años trabajando en Sevilla, Gallo regresó a su tierra natal y abrió su propio taller en 1992. La mayoría de sus trabajos son por encargo y los azulejos son su especialidad. Entre sus proyectos a medio plazo destaca la creación de varios retablos de imágenes de la Semana Santa lebrijana, aunque aún no hay nada cerrado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios