Unicef sueña con desaparecer

  • La organización se hace viral en las redes con una nueva campaña en la que anuncia su "cierre" para lograr, con la colaboración de todos, que un día su trabajo no sea necesario

Comentarios 0

Con sólo dos palabras, Cierra Unicef, esta agencia de las Naciones Unidas ha conseguido ser trending topic en los últimos días y conseguir el objetivo que perseguía: llamar la atención de los ciudadanos. Su web, cerrada a cal y canto, y la falta de información en sus redes sociales hicieron pensar que esta organización defensora de los derechos de la infancia había pasado a mejor vida. Pero, lejos de entristecer, esta noticia habría sido la mejor de las nuevas de los 70 años que lleva en activo la entidad. Así lo resaltó ayer en la presentación de la nueva campaña de concienciación de Unicef, #CierraUnicef, Maribel Martínez Viamonte, coordinadora de Unicef Comité Andalucía: "#CierraUnicef, más que una campaña, es una aspiración, un sueño. Que no seamos necesarios implicaría que ningún niño moriría de hambre, de frío, o debido a enfermedades prevenibles como una simple diarrea; significaría que todos los niños irían a la escuela y tendrían acceso a servicios de salud; significaría que no existiría el trabajo infantil o el matrimonio infantil".

La campaña, que se lanzó ayer pero que en las redes sociales ya era viral dos días antes, se deja constancia de los logros de la organización, como la práctica desaparición de la polio gracias a campañas de vacunación o la reducción de la mortalidad infantil en más del 50%, y cómo se han dado por finalizado algunos de sus programas en determinadas zonas.

"Ojalá Unicef diese por finalizado su trabajo en los 190 países y territorios en los que trabaja porque los derechos y el bienestar de los niños se consiguiesen gracias a la solidaridad. Pero la realidad es que en un día como hoy van a morir 16.000 niños menores de cinco años, sifra que equivale a la población escolar de Sevilla", comentó Enrique Sánchez, amigo de Unicef, chef y presentador de televisión, que acudió al acto de presentación de la campaña.

El objetivo de la campaña es lograr una gran movilización de ciudadanos, empresas y administraciones para conseguir los fondos necesarios que permitan seguir poniendo en marcha programas a favor de la infancia.

Unicef, en estrecha colaboración con gobiernos, empresas, la sociedad civil y otras organizaciones, y gracias al apoyo de donantes y colaboradores, ha demostrado que se puede conseguir un mundo mejor para la infancia. Desde el año 2000 se ha salvado la vida de 48 millones de niños menores de cinco años; cada año entre 2 y 3 millones de niños salvan su vida gracias a una vacuna (Unicef suministra vacunas a más de un tercio de los niños del mundo); entre 1990 y 2015 ha aumentado en 250 millones el número de personas que tienen acceso a agua potable.

Pero el trabajo de Unicef aún es necesario: 16.000 niños mueren cada día por causas evitables; 50 millones de niños padecen desnutrición aguda; 61 millones de niños de 6 a 11 años no van a la escuela; 168 millones de niños se ven obligados a trabajar para ayudar a sus familias. Además, 535 millones de niños viven en países afectados por conflictos o desastres naturales. La guerra en Siria, la hambruna en algunas zonas de Sudán del Sur, el conflicto en Yemen, la violencia en Nigeria o la crisis de refugiados y migrantes son sólo algunas de las emergencias que hacen que Unicef siga siendo necesario.

más noticias de VIVIR Ir a la sección Vivir »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios