Chanel sigue reinventando lo clásico

Chanel, el clasicismo por excelencia

La colección crucero de Chanel 2018 está inspirada en la Grecia clásica/Agencias La colección crucero de Chanel 2018 está inspirada en la Grecia clásica/Agencias

La colección crucero de Chanel 2018 está inspirada en la Grecia clásica/Agencias

La negativa del Gobierno griego a ceder la Acrópolis a Alessandro Michele para que presentara en ella la nueva colección de Gucci estaba demasiado presente, por eso Karl Lagerfeld no quiso arriesgar y optó por llevarse un trocito de la historia de Grecia a París.

Su colección crucero, La Modernité de L'Antiquité, se inspira en la Grecia clásica, por eso, a él que le gustan tanto que sus modelos desfilen por pasarelas imposibles (desde una estación espacial hasta un supermercado), no tuvo ningún inconveniente a la hora de convertir el Gran Palais de París en una nueva Acrópolis.

El Káiser convirtió a sus modelos en diosas y las subió al Olimpo con una colección que se empapa y reinterpreta los diseños más clásicos, desde la asimetría de los escotes hasta las diademas o las sandalias de tiras, que esta vez llegan con una textura muy parecida al plástico.

Como no podía ser de otra forma, la colección crucero 2018 de Chanel guardó sitio también para su prenda estrella, el tweed, que ahora luce con flecos y con siluetas menos ceñidas.

Lagerfeld hizo también otro guiño a la Grecia clásica en los estampados de algunas prendas, con combinaciones de grecas que bien podrían haber servido para ilustrar algún pasaje de la Ilíada de Homero.

Para presentar su nueva colección, el Káiser se volvió a rodear de sus grandes amigos, aunque dejó sitio también para otros rostros menos habituales en su front row. Así, a las incondicionales Carlota de Mónaco o Caroline de Maigret, se han sumado esta vez otros personajes menos vinculados a la firma, como los españoles Pedro Almodóvar y Adriana Ugarte, a los que se les pudo ver muy pendientes del show junto a otros compañeros de profesión, como la actriz Isabelle Huppert o la directora Melita Tosca du Plantier.

No es la primera vez que una actriz española ocupa un sitio privilegiado en un desfile del Kaiser. El año pasado sin ir más lejos, Ana de Armas fue invitada al desfile de alta costura de esta firma. Otras como Penélope Cruz o María Valverde se han sentado, respectivamente, en el front row de Carolina Herrera y Burberry y Nina Ricci, mientras Paz Vega y Blanca Suárez compartieron espacio hace algunos años en el de Stephane Rolland.

Isabel Brea

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios