Desconocidos que marcan el pulso de la cultura popular y fashionista

Instaglam

Instaglam Instaglam

Instaglam

La popularidad no se mide hoy a golpe de venta de discos, revistas o entradas de cine sino en número de likes; a tener en cuenta en proporción a la fama del susodicho/a que haya compartido la foto en cuestión. Beyoncé, Taylor Swift, las hermanas Kardashian o Cristiano Ronaldo son las celebridades que mandan en Instagram pero, ojo, no son las celebridades de Instagram.

En la app de las fotografías y los filtros los que de verdad tienen mucho que decir son aquellos desconocidos que, ya sea por el seguimiento de su cuenta personal o alguna foto que en un momento dado se haya convertido en viral, acumulan cientos y miles de seguidores sin ser famosos por nada ni gozar de ningún reconocimiento mundial. ¿Casualidad? No, la casualidad no aparece sin más sino que, casi siempre, se tiene que buscar. Y se encuentra.

Algunas son modelos, otras bloggers, también las hay que se dedican al fitness o a la decoración de forma profesional. O no. Instagram, con más de 400 millones de usuarios, ya no es sólo un puente imaginario que nos une a las intimidades de rostros conocidos sino un termómetro de las propias empresas y, sobre todo, una máquina de hacer dinero. Firmas que ven en los influencers, en principio desconocidos, a los perfectos embajadores de vidas llenas de lujo, caprichos y ostentación, de viajes inimaginables y de rutinas llenas de placer que muy lejos quedan de la realidad, pero que venden, y es lo que importa.

Personas que explotan su atractivo, su parentesco, sus defectos físicos o alguna de sus aficiones para hacer de su día a día una forma de hacer negocio. Pero, ¿cómo llegan a conseguir tal éxito? ¿Basta con tener un perfil activo en la red social? Está claro que no. Los instagramers trabajan duro para satisfacer a los followers, o sea sus seguidores, cada vez más exigentes, y sobre todo a las marcas, que quieren que sus productos causen el mayor impacto y que sea lo más inmediato posible, y eso requiere sacrificio y un poco de suerte. ¿Quiénes marcan ahora el pulso de la cultura popular y fashionista? Ellos son algunos de los reyes de la inspiración 2.0.

Una foto publicada por Aida Domenech (@dulceida) el

Una foto publicada por Simone Holtznagel (@moannn) el

Una foto publicada por Alexandra Pereira (@lovelypepa) el

Una foto publicada por Jen Selter (@jenselter) el

Come back :( 📸 @markiantosca

Una foto publicada por Man Repeller (@manrepeller) el

Una foto publicada por spoonforkbacon (@spoonforkbacon) el

Una foto publicada por Kayla Itsines (@kayla_itsines) el

Una foto publicada por @baddiewinkle el

Una foto publicada por @carlosmaro87 el

Artículo publicado por Gema Amil en los diarios del Grupo Joly

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios