Alcalá de Guadaíra

La plataforma Salvemos el Guadaíra denuncia ante el Seprona nuevos vertidos al cauce

  • Los anunciados controles y vigilancia no logran atajar la práctica de arrojar la salmuera al río cuando el caudal sube con las lluvias 

Las aguas del Guadaíra de nuevo llenas con la espuma que indica que se han producido vertidos de salmuera río arriba. Las aguas del Guadaíra de nuevo llenas con la espuma que indica que se han producido vertidos de salmuera río arriba.

Las aguas del Guadaíra de nuevo llenas con la espuma que indica que se han producido vertidos de salmuera río arriba. / M. G.

La Plataforma Cívica Salvemos el Guadaíra  ha denunciado ante el Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) de la Guardia Civil los últimos vertidos de salmuera registrados en el cauce del río Guadaíra aprovechando las recientes lluvias.

Según ha recordado en un comunicado, los propios ciudadanos que transitaron por la ribera el pasado fin de semana pudieron observar cómo la espuma era abundante, por ejemplo en los molinos de Benarosa y Las Aceñas.

"Muchos alcalareños han vuelto a tener sentimientos de indignación, resignación e impotencia al ver el cauce del río convertido de nuevo en una cloaca", insisten.

Desde la Plataforma Salvemos el Guadaíra se ha solicitado al Seprona que actúe dentro de las competencias que posee. Pero también critica la incapacidad de la Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Andalucía, la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir y los ayuntamientos de la cuenca para resolver esta situación que se repite cada vez que llueve.

Para la plataforma resulta impresentable que la Administración dé por recuperado el río Guadaíra cuando periódicamente se viven episodios de contaminación y al mismo tiempo considera "indignante" que los intereses económicos sin escrúpulos continúen prevaleciendo sobre la naturaleza.

Esta denuncias se unen a otras interpuestas también por el Ayuntamiento de Alcalá de Guadaíra que, en noviembre, tras otros días con lluvias, denunció un episodio de este tipo.

Al inicio del periodo de las precipitaciones, también reunió a las administraciones implicadas en el cauce para intentar aumentar la vigilancia y los controles, que no logran atajar esta práctica que se produce río a arriba. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios