Alcances

Proyectos de futuro

La globalización de la crisis existe, ¿pero cuando la de los beneficios? ¿Para cuando la de la esperanza? Ese es el grito del Movimiento de los Sin Techo de Brasil, que cansados de gobiernos corruptos e irresponsables han decidido organizarse y ocupar edificio públicos abandonados como viviendas y hacer del reciclaje su forma de vida. Estos 'okupas' hablan sin miedo y con la dignidad del que conoce sus derechos, con tal naturalidad y desparpajo, que no parece existir la cámara, sino que hablan cara a cara con el espectador. La energía, el color, la música y la poesía popular de protesta inunda la descripción de sus reivindicaciones, sus problemas de convivencia -incluso en la pobreza, el hombre puede ser lobo para el hombre- y la responsabilidad de asumir competencias que corresponden al Estado.

Frente a este proyecto de futuro colectivo de El club de los sin techo, que va dando sus pequeños frutos, pasito a pasito, el siguiente trabajo, La boda de Mawla, nos presenta uno de carácter personal. Con una complicidad propia de filmar la boda del mejor amigo, el documental describe en vivo y en directo cada paso de una boda tradicional hindú, con toda su explosión de color y barroquismo. Hay una cierta mirada irónica en las conversaciones o reflexiones en primer plano entre el protagonista y el realizador en posición oculta, junto con las distintas intervenciones de familiares del novio. Lo visual, además, está en marcado por un mapa de sonidos que mezcla el español -con el acento particular de Mawla y sus entrañables errores lingüísticos- el inglés, el idioma materno de los implicados, bullicio y música popular. Una vez superadas todas las dificultades, un epílogo descubre lo que será la vida de los recién casados fuera de su país, con la añoranza de que a pesar de todo, nunca habrá mejor sitio que la casa de uno.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios