Andalucía

El delegado del Gobierno asegura que los narcotraficantes "irán cayendo uno a uno"

"No hay lugar para cárteles de narcos ni para la impunidad. Irán cayendo y perdiendo la batalla uno a uno antes de lo que se imaginan". El delegado del Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz, lanzó ayer este mensaje junto al ministro de Justicia, Rafael Catalá, en un acto en Sevilla. Sanz abordó un capítulo sobre seguridad, precisando que el camino hacia ésta es "complejo y sacrificado", pero subrayando que para ello se cuenta con "los mejores cuerpos de seguridad del mundo", la Policía Nacional y la Guardia Civil, a las que agradeció "su gran trabajo, su profesionalidad y humanidad". El delegado gubernamental dirigió un "especial agradecimiento en estas fechas" al "eficaz trabajo" que desarrollan las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, en colaboración con la Agencia Tributaria, frente al narcotráfico en el Campo de Gibraltar".

Sanz abundó en que el Estado "va a ganar esta batalla, por tierra, mar y aire, que nadie lo dude". "Ni aquí está en riesgo el principio de autoridad, ni el Estado de Derecho está en cuestión", recalcó Sanz, que insistió en que en el Campo de Gibraltar "no hay día sin acciones eficaces" que están dando resultados y suponen "un importante freno a las mafias del narcotráfico", con continuas operaciones en las que se incautan de grandes cantidades de droga, se detiene "a los cabecillas" y se desarticulan sus logísticas e infraestructuras.

Sanz, como ya hiciera el lunes el ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, negó la existencia de un cártel en el Campo de Gibraltar. A juicio del delegado, "toda la fuerza" que se pone por parte de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado para investigar, luchar y detener a los miembros de estas organizaciones provoca que "los narcos busquen otras zonas".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios