Fernando Rodríguez Villalobos “El mayor logro ha sido corregir el desequilibrio territorial en la provincia”

  • El presidente de la Diputación repasa el año que acaba y explica los cuatro objetivos del Presupuesto para 2019, mientras desea a los sevillanos salud y trabajo

El presidente de la Diputación de Sevilla, Fernando Rodríguez Villalobos. El presidente de la Diputación de Sevilla, Fernando Rodríguez Villalobos.

El presidente de la Diputación de Sevilla, Fernando Rodríguez Villalobos. / Juan Carlos Vázquez

Comentarios 8

Finaliza el año y el presidente de la Diputación de Sevilla, Fernando Rodríguez Villalobos, no quiere dejar escapar la ocasión para hacer balance de la gestión realizada, de avanzar las líneas principales del presupuesto de 2019 y felicitar las fiestas a todos los sevillanos.

–Acaba 2018, ¿Destaca algún logro conseguido?

–Nosotros no trabajamos por logros. Lo que hemos conseguido es porque llevamos años de gestión porque, desde que entré en la Diputación, mi objetivo era corregir los desequilibrios territoriales en la provincia, y eso era una complejidad enorme. Sin embargo, estoy satisfecho porque hoy en día puedo afirmar que todos remamos en la misma dirección, seamos del partido que seamos, y con la misma fuerza, aunque haya zonas de la provincia que resulten más atractivas que otras para los inversores, la Diputación ha estado en esos otros pueblos para no provocar una brecha en la provincia.

–Pero se han logrado más cosas...

–Sí. Últimamente estamos trabajando para que todos los municipios tengan sus instalaciones deportivas, sus campos de fútbol con césped artificial (así evitamos también las diferencias entre pueblos); con el programa Praxis hemos logrado que jóvenes universitarios hicieran prácticas en empresas de aquí o el Plan de Urgencia Municipal (PUM), un programa destinado a personas con dificultades económicas graves... Ahora que hemos eliminado las deficiencias en infraestructuras deportivas daremos una vuelta de tuerca para el año que viene mejorar las infraestructuras culturales.

–¿Cómo califica el Presupuesto para el año 2019?

–Es un Presupuesto de 453 millones de euros, un 5,22% más que el anterior y que se basa en cuatro objetivos: apoyo municipal, políticas sociales, fomento del empleo e inversión pública. Hemos incrementado un 9,19% la inversión en políticas de apoyo directo a los ayuntamientos con 208 millones de euros. En cuanto a las políticas sociales, son el esternón de nuestros presupuestos. Aumentamos el presupuesto de 174,82 a 181,98 millones de euros; una subida que repercutirá en una subida en Atención a las Dependencias (con 29,70 millones de euros). Sobre el fomento del empleo, la Diputación no tiene competencias pero siempre arañamos del Presupuesto con una partida de 1,47 millones de euros y en cuanto a la inversión pública he decir que también se incrementa un 6,6% respecto de este año, alcanzando los 55,6 millones de euros que irán destinados a obras, infraestructuras, equipamientos públicos, etc.

–Siempre hace gala de ser pioneros en prestaciones sociales.

–Sí, 75 millones de euros son muchos millones pero merece la pena. La Diputación de Sevilla ha sido pionera en la prestación social y seguimos apostando por la dotación de plantillas de Servicios Sociales Comunitarios, la igualdad de género, programas contra la drogodependencia, por el Centro Multifuncional de Cazalla de la Sierra o el de Miraflores. Sin olvidar la residencia San Ramón que, con una partida de 3,23 millones de euros, atiende a personas con discapacidad mental grave.

–Un programa fuerte ha sido, y es, el Plan Supera.

–El Plan Supera nació en 2014 para invertir remanentes positivos de los ejercicios que, afortunadamente, tiene la Diputación y en vez de meterlos en los bancos, se invierte en los pueblos, en aquellos proyectos que los ayuntamientos deciden y que benefician a empresas, trabajadores y vecinos. Es el mayor programa inversor de la historia de la Diputación con 250 millones en sus seis ediciones. Solo con el Supera 5, se han acometido 386 obras y 70.000 jornales directos.

–Un problema generalizado que preocupa es el despoblamiento...

-Es un problema que afecta en menor medida a Andalucía, pero sí le vemos las orejas al lobo y hay que tomarse la situación en serio. La FAMP organiza una jornada en torno a este asunto y las herramientas para combatirlo, como el vigente Decreto Ley con 80 millones de euros para afrontar el reto demográfico en municipios de menor población, con cargo al Programa Operativo de Empleo Juvenil del Fondo Social Europeo 2014-2020. Los destinatarios finales son mayores de 16 y menos de 30 años ya que la realidad es que en casi mil municipios la mitad de sus mayores supera los 80 años.

–¿Le preocupa también las relaciones con el Gobierno central?

–No. La Diputación y el Gobierno central siempre han tenido un buen entendimiento porque cuando vamos, la Diputación siempre acude con su cartera; no solo pedimos sino que colaboramos o coparticipamos gracias a que tenemos unos presupuestos saneados. Los que conocen el mundo rural y el municipalismo saben que las diputaciones son imprescindibles y que, si no existieran, habría que inventar otra película.

–Por último, ¿qué les desea a los sevillanos para el año nuevo?

–Lo mismo que se desea a tu familia: que se viva en paz y en alegría y deseándoles trabajo y salud. Es así, una familia es feliz si sus hijos trabajan y les da para vivir.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios