Propuestas originales

Cocome, el triunfo de la ensalada

  • El bar de la calle Tarifa logra llenos a diario con una original propuesta gastronómica de “comida saludable” basada en ensaladas y bocadillos cuyos ingredientes elige el cliente

Expositor de ensaladas Expositor de ensaladas

Expositor de ensaladas / Cedida por Cocome

Comentarios 0

El sitio no llama la atención mucho desde fuera. Está en la calle Tarifa, en el centro de Sevilla, pero ya el nombre “Cocome” te dice que estamos ante algo diferente. Nada más entrar, se comprueba que no estamos en un sitio convencional.  Llama la atención un gran expositor, protegido por un cristal, donde de forma vistosa y limpia se alinean hasta medio centenar de ingredientes con los que tu mismo puedes ir componiendo tu comida: ensaladas, wraps o bocadillos, que te preparan con lo que has elegido delante tuya. A continuación pasas al interior del local, a las mesas y allí te lo sirven. El sitio no es grande, capacidad para unas 40 personas. Además sólo funcionan para desayunos y almuerzos…pero casi siempre está lleno. Cocome ocupa puestos de esos muy envidiados en las listas esas que salen por internet y que marcan tendencias.  De hecho, en Tripadvisor, llevan siendo el bar más recomendado durante muchos meses.

Cocome es el primer “bar de ensaladas” que ha abierto en Sevilla. Si quieren se lo digo en inglés “salad bar” que ahora suena mucho más moderno. El concepto está desarrollado en otros paises e incluso en algunas ciudades de España pero aquí no había nada, ellos fueron los pioneros cuando abrieron sus  puertas en noviembre de 2017.

La idea se basa en lo de la comida sana, un concepto gastronómico que está ahora muy de moda y que consiste en mucha verdura, mucha fruta, muchos colores en los platos, algún toque exótico de quinoa o brotes de soja, pero nada de manteca colorá, ni de pringá de la berza.

Vista exterior del establecimiento Vista exterior del establecimiento

Vista exterior del establecimiento / Cedida por Cocome

Mariano de España y los hermanos Victoria y Juan Navarro se conocieron en Francia. Los tres trabajaban en el mundo de la hostelería. El primero es de Mallorca y los otros dos de Córdoba. Estudiaron la posibilidad de abrir el restaurante en ciudades como Málaga, Madrid o la propia Sevilla, que escogieron finalmente al ser la ciudad de adopción de los hermanos Victoria y Juan desde su infancia.

El éxito de Cocome

Mariano justifica el éxito en varias razones: “Aunque somos un sitio de comida rápida, bocadillos y ensaladas, eso no quiere decir que no cuidemos la calidad. Toda la fruta y la verdura que empleamos es fresca y se corta a diario, un poco antes de abrir nuestras puertas. Las salsas para acompañar las elaboramos nosotros y los zumos, otro de nuestros atractivos, se elaboran al momento también con fruta y productos frescos, sin añadirles nada más. La segunda clave está en la sonrisa, en tratar de que el cliente siempre salga contento y satisfecho.

A pesar de que sólo tiene 28 años, Mariano de España es todo un veterano en la hostelería empezando desde abajo y llegando a ser subdirector de un hotel de 5 estrellas en Francia. Pero siempre aspiró a hacer las cosas a con un estilo más cercano y allá fue. La arquitecta Sevillana Elena Erickson les asesoró para conseguir un interior acogedor en el que predominan los colores luminosos y los materiales naturales, destacando la reinterpretación de las cestas de mimbre como lámparas.

Lo del nombre surgió en una tarde, en una de sus reuniones en las que “soñaban” su negocio. Querían algo que llamara la atención y salió lo de Cocome con el apellido de fresco y saludable. Mariano señala que “es un juego de palabras, algo que suena gracioso, fresco, que iba con lo que queríamos…”.

Juan Navarro, uno de los propietarios , en la zona de preparación de ensaladas Juan Navarro, uno de los propietarios ,  en la zona de preparación de ensaladas

Juan Navarro, uno de los propietarios , en la zona de preparación de ensaladas / Cedida por Cocome

Cocome funciona de dos maneras diferentes. Abren todos los días a las 9 de la mañana y hasta las doce del mediodía como local de desayunos. Lo que sirven es un desayuno muy variado y con infinidad de opciones dentro de lo que se conoce como desayunos “saludables”: distintos tipos de pan, recipientes con fruta cortada, zumos naturales, un café cuidado…

Los almuerzos

A las doce terminan los desayunos y vuelven a abrir a la una para dar los almuerzos. Mariano señala que “esto no lo hacemos por capricho. Necesitamos esa hora para preparar todos los ingredientes de los platos que vamos a servir a partir de la una de la tarde y por eso cerramos”.  A las cinco cierran ya hasta el día siguiente. No hay ni meriendas ni cenas, aunque no descartan en un futuro tenerlas, “pero para eso nos hará falta formar a más personal”. Comenzaron ellos 3 y ahora “tenemos la suerte de ser 8 personas formando un gran equipo con un objetivo común y eso tan sólo en poco más de año y medio”.

Colas en la puerta

A la una, la hora de la reapertura, no es difícil que haya cola en la puerta. Los clientes pueden escoger entre las propuestas de ensaladas y bocadillos que hace Cocome o diseñar sus platos ellos mismos. “Pero esto no es un self service” aclara De España. “Nosotros asesoramos a los clientes diciéndoles que ingredientes pueden ir bien los unos con los otros, les indicamos las salsas que son las idóneas, incluso se las damos a probar y ya luego, con lo que ha elegido el cliente, somos nosotros los que preparamos el plato y se lo servimos al cliente en la mesa”.

Los ingredientes son muy variados. La mayoría frutas y verduras. Logicamente varían cada día en función de lo que haya en el mercado. Lo que si resaltan es que todo es fresco y se corta en el establecimiento. De todos modos hay algunos ingredientes para carnívoros: pollo en tiras, atún, diferentes tipos de quesos, surimi o pavo.

Para prepararte tu ensalada lo primero es elegir la base: Lechuga romana, pasta italiana, quinoa, kale, una mezcla de lechugas, canónigos, rúcula o arroz. Además se le pueden añadir cuatro ingredientes diferentes que van desde unos espárragos o unos rabanitos hasta aceitunas o pepinos. A veces tienen también “edamames”, la versión japonesa de los guisantes o algunos frutos secos. El toque final, la salsa. Las elaboran ellos mismos. Se le puede poner desde una simple combinación de aceite de oliva virgen extra ecológico hasta una salsa de queso azul o un pesto al estilo italiano. La cosa sale por debajo de los diez euros, al igual que los bocadillos, realizados con diferentes tipos de pan o los “wraps”, que son una especie de tortitas de maíz mezclados con espinaca o tomate. que se rellenan y luego se enrollan. Se puede optar también por acompañamientos para compartir tipo “dips”  (aperitivos)  como unos nachos de maíz con hummus casero.

Evidentemente hay opciones vegetarianas, veganas y para personas con intolerancias. Pero la cosa no queda ahí, para acompañar, también la cosa es original. No hay vino, aunque si refrescos y cerveza. De todos modos lo más habitual es que la gente se pida zumos naturales con combinaciones de frutas, todas naturales y preparadas al momento.

Para el postre tartas o diferentes boles con frutas y yogurt. Hay también café y cuidado, de Lavazza. La comida también la preparan para llevar, aunque no tienen servicio a domicilio.

En cuanto al público De España “señala que es muy variado. Aquí vienen sobre todo trabajadores de la zona que buscan un almuerzo fresco en su día a día y también muchos viajeros que nos conocen a través de las redes sociales  y las listas de Internet, tampoco hay distinción en cuanto a la edad. Con todos intentamos que se vayan contentos y le regalamos una sonrisa”.

Horarios, localización, teléfono y más datos de Cocome, aquí.

Más sitios vegetarianos y de comida sana en Sevilla, aquí.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios