Holanda-Argentina

Messi ante el vigor naranja

  • Argentina se encomienda a su líder para batir a una Holanda que está pendiente de la evolución de Van Persie. Robben quiere ser el antídoto para el rosarino.

Guiada por el astro Leo Messi, Argentina buscará hoy en Sao Paulo el billete a la final del Mundial de fútbol ante una poderosa Holanda que está a las puertas de volver a luchar por un título que aún no posee, y que no sabe si podrá contar con su capitán, Robin van Persie, por problemas estomacales.

La selección argentina jugará las semifinales por primera vez en 24 años ante una Holanda que servirá de vara de medir.

La selección dirigida por Louis van Gaal, que pasó a semifinales tras derrotar en la tanda de penaltis a Costa Rica, está pendiente de la evolución de De Jong, Vlaar y Van Persie. Este último ayer se entrenó en solitario por problemas intestinales, mientras que los otros dos hicieron trabajo de grupo. El reto de volver a la final para levantar por fin el título que se le escapó en las finales de 1974, 1978 y 2010 pasará por las decisiones que tome el preparador holandés, Louis van Gaal.

"Tenemos que esperar para ver cómo reaccionan", declaró el entrenador, a la vez que aclaró que Van Persie es "muy importante" para la oranje y que, como capitán del combinado, "jugará siempre que esté en condiciones".

El equipo dirigido por Alejandro Sabella, que saldrá al estadio Arena Corinthians de Sao Paulo, está lejos de aquella formación ideal con cuatro fantásticos que aterrizó hace un casi mes en Brasil.

Las lesiones de Sergio Agüero y Ángel di María, acompañadas por el bajo rendimiento de otros jugadores, dieron paso a un plantel combativo y más compacto que combatió en cuartos ante Bélgica y quiere repetir la historia frente a Holanda. Messi, alma del equipo, y Gonzalo Higuaín serán el camino al gol.

Con la baja sensible de Di María, el gran desafío del seleccionador Alejandro Sabella será buscar una alineación equilibrada que le permita tener una ofensiva punzante pero no quedar descompensado en defensa.

Tras este objetivo, el técnico maneja dos alternativas de esquema táctico, una con cinco defensas y otra con cuatro jugadores en la última línea y Ezequiel Lavezzi en el mediocampo.

La alternativa más segura es que mantenga la misma formación que comenzó ante Bélgica en los cuartos de final, ratificando a Martín Demichelis y Lucas Biglia. De esta manera, el sustituo del lesionado Di María sería Enzo Pérez, aunque se ubicaría en la franja izquierda para colaborar en la contención del explosivo Arjen Robben.

Desde Holanda aseguran no temer a Messi. "Tienen un jugador enorme, es cierto, pero eso no significa que todo gire sólo en torno a Messi", advirtió Arjen Robben. El defensor Stefan de Vrij dejó claro también que "de ningún modo" se sentirá intimidado por el astro argentino, autor de cuatro goles en el Mundial. "No tengo miedo de nadie. No, tampoco de Messi", aseveró.

Con puntuación perfecta en la fase de grupos y triunfos en octavos y cuartos de final, el conjunto albiceleste llega a esta instancia de semifinales como el único de los 32 participantes con victorias absolutas en todas sus presentaciones. "Lo tenemos muy cerca y depende de nosotros, pero hay otras tres selecciones que quieren lo mismo", señaló Higuaín.

Messi aseguró que luchará hasta el final por conseguir su sueño de levantar el único gran título que le falta, la Copa del Mundo, y ésta podría ser la última oportunidad para él y toda una generación de jugadores que brilla en el fútbol internacional, ya que en Rusia 2018, la mayoría rondará los 30 años.

Argentina y Holanda son dos viejos conocidos y comparten un largo historial, aunque quizás el partido más recordado por los sudamericanos sea la final que le ganaron en 1978 en Buenos Aires y les dio su primero título mundial. Pero en el balance general, los oranje se imponen con cuatro victorias, una derrota y tres empates.

El duelo de estrellas en el campo también tendrá su lucha en las tribunas donde la marea albiceleste se cruzará con la naranja.

Los argentinos, que han invadido los estadios brasileños en cada una de las actuaciones de Argentina tendrán en Sao Paulo una dura resistencia de los holandeses, que contarán con el apoyo del público local.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios