Betis Energía Plus-Iberojet Palma | La Previa Guerra por el rebote

  • El Betis busca su tercera victoria como local de la temporada ante el Iberojet Palma, un candidato a estar en la zona alta

  • Los rechaces, un lunar en el currículum bético a solventar

Matt Stainbrook y Arnau Moreno cargan en un entrenamiento Matt Stainbrook y Arnau Moreno cargan en un entrenamiento

Matt Stainbrook y Arnau Moreno cargan en un entrenamiento / Víctor Rodríguez

Uno de los quebraderos de cabeza del Betis Energía Plus, si no el que más, es la concesión de demasiados rebotes ofensivos que permiten a los rivales generar segundas, e incluso terceras, ocasiones para anotar. Un lastre grande, mucho, que impide que los béticos sacar los partidos con mayor solvencia cuando ganó, o directamente evitó la victoria.

Reconoce Curro Segura, el técnico bético, este problema. Faltaría más. Un dolor de cabeza para la parroquía bética que ya tratan de erradicar. Porque la situación parece, cuanto menos, pintoresca. Si con el rebote defensivo, los hispalenses han sido bastante frágiles, siendo uno de los que más ceden por partido, en el otro aro muestran la otra cara de la moneda y sacan su lado más competitivo. Enseñan los dientes, van todos a por los rechaces y lideran esa clasificación. Curioso cuanto menos, ¿no?

La nota positiva es, que pese a este indudable lastre, el Betis ha logrado sumar dos victorias. Ambas como local. Por eso, el regreso de la competición a San Pablo es una buena noticia. Buscarán los energéticos su tercer triunfo del curso ante un Iberojet Palma llamado a estar en la zona alta, y que calca los números de dos y dos de los verdiblancos. La última derrota la añadió a su historial el pasado fin de semana, después de una agónica prórroga que se llevó el Carramimbre Valladolid (87-84).

Llega el equipo balear a la morada cajista con Fran Guerra como principal estandarte. El interior grancanario fue de los mejores de la pasada temporada en la LEB Oro y eso lo llevó a firmar por el Iberostar Tenerife, que terminó cediéndolo al conjunto mallorquín. También el Betis trató de hacerse a préstamo con sus servicios esta temporada, aunque las partes no terminaron por ponerse de acuerdo y los hispalenses apostaron por otras opciones.

Sea como sea, Fran Guerra se ha convertido en el máximo exponente del Iberojet Palma. El pívot, con sus 213 centímetros, se sitúa quinto en las clasificaciones de anotación y rebotes (17 puntos por partido y casi ocho rechaces) para firmar más de 24 de valoración, unos números que lo colocan tercero en esa carrera.

Será una batalla interesante la que se presente en el interior de la pintura. Una guerra en toda regla, para la cual los Stainbrook, Obi, Tunde y Samb contarán, si Curro Segura lo entiende así, con un nuevo soldado: Aleksandar Marcius. Sandi, tras recuperarse de la lesión con la que llegó a la plantilla bética, ha completado gran parte del trabajo con el equipo en las últimas fechas y el técnico granadino podría dar al pívot croata sus primeros minutos como bético. Aunque en este sentido habrá que ir con calma, el ex de Cáceres vivirá durante los próximos partidos su particular pretemporada.

Por ello, y hasta que Marcius sea un jugador habitual en la rotación, con su peso específico, habrá que exigirles mucho más a los habituales, sobre todo a la hora de pelear por los ya manidos rebotes con un guerrero como Fran Guerra.

Pero no sólo de los interiores esperan más en la parroquia verdiblanca. La afición también espera ver la mejor versión de Johnny Dee. El norteamericano llegó a Sevilla avalado por su magnífica temporada en Araberri y, tras un mal comienzo de curso, parece que con el paso de las jornadas ha ido afinando la puntería. Aunque todavía le falta para llegar a ser el jugador que deslumbró en el equipo vitoriano con su lanzamiento de tres.

Deberá aprovechar también el equipo bético su mayor número de efectivos en la rotación ante el equipo balear. Félix Alonso, técnico del Iberojet Palma, cuenta con diez jugadores en plantel, por lo que los continuos cambios pueden ayudar a los locales a estar frescos, mientras que la fatiga hace mella en sus rivales.

Se presenta, por tanto, una ocasión para el Betis Energía Plus de continuar creciendo como locales y en la categoría para dar el salto, cuando corresponda, a buscar la primera victoria a domicilio, ésa que todavía se ha resistido. Aunque antes de mirar al futuro, un clásico, partido a partido. Y el futuro más inmediato de los béticos pasa por vencer al Iberojet Palma. Para ello, será necesario que los de Curro Segura dominen facetas tan básicas como los tiempos de posesión o el rebote. Precisamente, los rechaces serán una auténtica batalla. Y Guerra querrá dar guerra ahí.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios