Deportes

Los delanteros, con la vista puesta en la cita de Cardiff

  • Gameiro apura sus opciones para jugar ante el Madrid y Bacca sigue sumando esfuerzos.

El Sevilla vive pendiente de la evolución de sus delanteros para la cita de la próxima semana en Cardiff. Sabe que si quiere plantar cara al poderoso Real Madrid en la final de la Supercopa de Europa, debe contar con todas sus armas preparadas para la disputa del partido. Las sensaciones de cara al gol en la pretemporada no han sido todo lo halagüeñas que se pretendía, ya que uno de los grandes problemas que han encontrado los sevillistas ha sido la falta de puntería durante los amistosos de verano.

Sólo la irrupción del juvenil Juan Muñoz durante los envites de pretemporada apaciguó un poco esta carencia anotadora, ya el Sevilla no consiguió ver puerta con facilidad.

Con todo este contexto, la mirada de los aficionados sevillistas se centran en sus dos principales referentes ofensivos la pasada temporada y quienes están llamados a hacer gran parte de los goles de los blanquirrojos: Carlos Bacca y Kevin Gameiro.

En el caso del ariete francés la cosa preocupa de forma importante. Todavía anda con molestias en su rodilla derecha desde el tramo final de la pasada campaña y apura sus opciones para llegar a la cita de Cardiff, sabedor de la importancia que tiene para el equipo. La pretemporada del francés no ha sido la más adecuada y su tono físico, evidentemente, no es óptimo.

Pero Gameiro es optimista. De hecho, el ariete se entrenó en la mañana de este jueves en solitario en la ciudad deportiva sevillista junto a los recuperadores del equipo con el fin de estar disponible para Unai Emery, su entrenador, el próximo día 12 de agosto.

Los médicos sevillistas también son optimistas con la evolución del atacante galo, e incluso piensan que puede regresar al trabajo en grupo en los próximos días, aunque su ausencia se da por segura ante el Córdoba en VII Trofeo Antonio Puerta.

Diferente caso es el de Carlos Bacca. El colombiano no ha realizado la pretemporada con los sevillistas por estar de vacaciones tras haber disputado el Mundial de Brasil con su selección y no fue hasta el martes cuando se reincorporó al trabajo con el equipo. Sin embargo, el club confía en que Bacca se ponga a tono cuanto antes, toda vez que una posible ausencia en el partido contra el Madrid de Gameiro haría recaer sobre él todas las miradas de la faceta ofensiva.

La afición del Sevilla apuesta por que ambos lleguen a tiempo en buenas condiciones para la Supercopa, sobre todo visto el pobre bagaje goleador de la pretemporada.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios