Festival de Cine Huelva

El balance y los retos de la muestra, según los patronos

  • Los representes de la Junta, el Ayuntamiento, la Diputación y el Gobierno central toman la palabra

Tras siete días de intenso festival -presentaciones, proyecciones, actos y mucho cine- ahora toca hacer balance y, cómo no, pensar en la futura edición. Por ello, cuatro representantes de los patronos -Ayuntamiento de Huelva, Consejería de Cultura, Diputación Provincial y Gobierno central- ofrecen sus valoraciones sobre tres aspectos muy concretos.

El primero de ellos se refiere a la crisis y a cómo está ha afectado a la 38 edición que ayer concluyó, una convocatoria de transición que ha salido adelante gracias al esfuerzo de muchas personas. La ausencia de una gala de apertura propiamente dicha o la supresión del popularísimo Premio Ciudad de Huelva han sido dos muestras evidentes de las dificultades económicas que también han tenido su repercusión en la muestra cinematográfica onubense.

La segunda de las cuestiones contestada por los miembros del patronato tiene que ver con su visión personal acerca de la muestra. Así, valoran cómo han vivido esta edición y que destacarían, mientras que el tercer asunto se refiere a la deriva del festival. De esta forma, los políticos valoran si es necesario introducir cambios en el modelo actual o si, por el contrario, lo oportuno es apostar por el actual.

1. Incidencia de la crisis en el festival.

Como en cualquier acción o actividad donde la mayor parte de los ingresos dependen de las administraciones públicas, el festival se ha visto determinado por la austeridad presupuestaria. No obstante, es obligación de los patronos trabajar para que ésta tenga el menor impacto en la programación. He de reconocer el trabajo de Eduardo Trías y de su equipo, que han realizado la mejor gestión posible en estos momentos tan delicados.

2. Valoración de la 38 edición.

Se ha conseguido el principal objetivo que pretendíamos, es decir, la promoción y difusión cinematográfica en el ámbito hispanoamericano. Hemos vuelto a mantener la calidad de las producciones cinematográficas y el foro de coproducción. Los meses de trabajo y la multitud de gestiones realizadas por parte de las instituciones y responsables han merecido la pena: hemos conseguido sacar adelante una nueva edición del Festival de Cine Iberoamericano.

3. Retos de la próxima edición

Las administraciones públicas que integran esta Fundación debemos seguir trabajando, desde la honradez, la mutua confianza y el respeto que se merece Huelva. Para el año que viene, nuestro objetivo es mantener los estándares de calidad de las producciones que propicien, a su vez, la vigencia del modelo de festival que defendemos. El compromiso de la Consejería de Cultura con el festival es firme y es muy importante seguir estimulando la producción audiovisual iberoamericana con la permanencia del certamen.

1. Incidencia de la crisis en el festival.

El festival no es ajeno a la crisis, que afecta a todos los sectores, también al cultural. Creo, con todo, que nuestro principal reto como responsables del certamen era mantenerlo a pesar de las muchas dificultades. Y lo hemos conseguido. Seguiremos trabajando para que nuestro principal acontecimiento cultural sea una de las principales señas de identidad de Huelva, tanto dentro como fuera de ella.

2. Valoración de la 38 edición.

Creo que esta edición, a pesar de los inevitables recortes presupuestarios, ha sido una buena edición. Lo importante del festival es su utilidad: Utilidad para la ciudad y para la industria cinematográfica y, en ese sentido, creo que ha logrado sus objetivos. El certamen onubense cumple su papel: Dinamiza culturalmente Huelva durante una semana y sirve de puente con Europa para la cinematografía iberoamericana. Un año más, estoy especialmente satisfecho de la respuesta de los onubenses, que llenan cada día, con grandes colas, las sesiones de sección oficial del Gran Teatro.

3. Retos de la próxima edición

Como hemos hecho siempre, eso es algo que se decidirá en el seno del Patronato de la Fundación del Festival. Una vez concluida la 39 edición, todos los patronos nos sentaremos y decidiremos cuál es el mejor camino que debe seguirse. Pero siempre con la clara idea de potenciarlo y de reafirmar nuestro compromiso con el festival onubense.

1.Incidencia de la crisis en el festival.

Evidentemente la crisis económica afecta al festival al igual que a todos los acontecimientos de este país. Afecta a la salida al exterior del festival y también a todo lo referente a la presencia de personas en las salas de cine y la programación de actividades.

2. Valoración de la 38 edición.

La edición actual está marcada por una etapa de transición caracterizada por la reducción de las aportaciones de la mayoría de los patronos. En el caso del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte no sólo se no se ha reducido esta aportación sino que se ha aumentado, pasando de los 60.000 euros asignados por el anterior Gobierno para la edición de 2011, a 80.000 euros para el actual certamen. En los PGE para 2013 también se contempla la misma cuantía que este año, 80.000 euros. Esto supone una apuesta evidente del Ministerio que dirige Wert por el Festival de Cine Iberoamericano de Huelva.

3. Retos de la próxima edición

Si hay que realizar cambios para la próxima edición, es un asunto que deben decidir los miembros del patronato de la fundación. Yo soy el representante del Gobierno en Huelva, pero hay una representación específica del Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, concretamente del Instituto de la Cinematografía y las Artes Audiovisuales, que asiste a las reuniones del patronato del festival. Dentro de la negociación para abordar el futuro de la muestra será el momento de tomar las decisiones oportunas.

1. Incidencia de la crisis en el festival.

La crisis ha afectado a nuestro festival mucho menos que a otras organizaciones y actividades culturales de la provincia. La crisis, no obstante, no debe convertirse en la excusa perfecta para justificar las carencias económicas y de organización de nuestro festival.

2. Valoración de la 38 edición.

Ha sido modesta pero muy digna, sobre todo, gracias al trabajo incansable de muchos onubenses. Incluso algunos, de forma altruista, han conseguido sumar esfuerzos junto con los patronos para sacarle brillo a esta edición. Personalmente he vivido esta edición de una forma muy intensa, intentando no perderme absolutamente nada pero me gustaría ver muchas películas de las que he visto. Me ha gustado mucho O Palhaco.

3. Retos de la próxima edición

La edición que hemos vivido nos servirá de punto de inflexión y reflexión a los patronos para que la del año que viene haya superado todas las dificultades, no sólo económicas, sino también de gestión y organización porque, sobre todo, deseo que la próxima edición brille con luz propia y que volvamos a firmar nuestro compromiso con el festival pero de una forma completamente renovada y acorde a los nuevos tiempos que vivimos. El festival tiene que promocionarse a todos los niveles, no sólo en el plano cinematográfico, sino también en la provincia y en la ciudad. Son los onubenses los que se tienen que beneficiar de este festival para que lo vean como una seña de identidad y participen de él.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios