gp de azerbaiyán

Bottas pisa el acelerador

  • El finlandés logra la 'pole' por apenas 59 milésimas en una clasificación accidentada en la que Leclerc pagó su error con el noveno lugar en parrilla

Charles Leclerc se desespera tras estrellar su Ferrari en la última sesión de clasificación. Charles Leclerc se desespera tras estrellar su Ferrari en la última sesión de clasificación.

Charles Leclerc se desespera tras estrellar su Ferrari en la última sesión de clasificación. / VALDRIN XHEMAJ / efe

Valtteri Bottas (Mercedes) arrancará desde el primer puesto de la formación de salida el Gran Premio de Azerbaiyán, cuarta prueba del Mundial de Fórmula 1, al superar en una accidentada sesión de clasificación y por sólo 59 milésimas a su compañero de equipo, Lewis Hamilton.

El finlandés firmó la octava pole de su carrera y la segunda de la presente temporada, tras la que logró recientemente en el Gran Premio de China, y saldrá a por su segunda victoria del curso, ya que ganó la prueba inaugural en Australia. El piloto de Nastola, de 29 años, rubricó nuevamente la superioridad de los Mercedes, ocultos en Bakú hasta el momento decisivo tras el aparente dominio ejercido por los Ferrari de Sebastian Vettel y Charles Leclrec.

El alemán arrancará desde la tercera plaza y liderará la segunda fila justo por delante del holandés Max Verstappen (Red Bull), mientras que el monegasco, que había liderado las sesiones libres segunda y tercera, se vio relegado a la quinta fila, junto a Carlos Sainz (McLaren), tras un accidente en la Q2 de la sesión de clasificación.

Bottas pisa el acelerador Bottas pisa el acelerador

Bottas pisa el acelerador

Tras las dos sesiones de pruebas libres que pudieron completarse (la primera, el viernes, tuvo que cancelarse por el levantamiento de una alcantarilla), todo apuntaba a que la prueba de Bakú iba a ser de pleno dominio de Ferrari. Leclerc mandó en los libres, siempre con Vettel a su estela, y con los Mercedes agazapados. Pero las flechas plateadas tenían guardado otro as en la manga. Y lo sacaron en el momento decisivo.

El primero en dar un golpe en la mesa fue el pentacampeón, líder de la general y ganador de las dos últimas pruebas, Hamilton, quien, a falta de un suspiro para el final de la calificación, se puso de golpe en el primer puesto con un amplio margen. Los Ferrari de nuevo decepcionaron. Y en el último esfuerzo, fue el Mercedes de Bottas el que se hizo con la pole tras superar por sólo 59 milésimas de segundo al inglés y dejar con tres palmos de narices a la competencia.

La sesión de clasificación estuvo muy accidentada. Primero por un accidente del polaco Robert Kubica (Williams) al final de la Q1, que obligó a detener la acción mientras se reparaban los desperfectos causados por su Williams en la protecciones de acceso a la subida al castillo.

En la primera parte de la Q2 la sesión volvió a interrumpirse, esta vez por el accidente de Leclerc, que por lo visto hasta ese momento parecía destinado a llevarse el primer puesto. Pero el monegasco cometió un error en el mismo lugar que Kubica y destrozó sus opciones de brillar de nuevo. "Soy idiota", dijo varias veces Leclerc por la radio del equipo con su coche estampado en la zona más delicada del trazado azerbaiyano.

La nueva estrella del Mundial se vio relegada a la novena plaza y compartirá la quinta fila con Carlos Sainz, quien, pese a acabar undécimo, comenzará desde la décima plaza por la penalización impuesta al italiano Antonio Giovanazzi, castigado con diez plazas por cambiar por segunda vez la centralita de su Alfa Romeo-Ferrari.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios