Diario de Sevilla Mantenemos la cita diaria en los quioscos como actividad esencial decretada por el Gobierno en la crisis del coronavirus

Histórico

Víctor Martín se queda sin final

  • La actuación del granadino fue seguida por centenares de aficionados en su pueblo natal, Padul.

Víctor Martín se convirtió ayer en el primer nadador granadino en participar en unos Juegos Olímpicos, aunque ni a él ni a sus compañeros del equipo español del 4x200 libres le sonrió la suerte. El combinado nacional finalizó en duodécima posición, por lo que no pasó a la siguiente fase. Además del acceso a la final, el principal objetivo de los nadadores era conseguir superar el récord de España que ellos mismos impusieron en los Mundiales de Kazán en 2015, cuando pararon el crono en siete minutos y once segundos, mientras que en Río de Janeiro hicieron un tiempo de 7'12". 

Víctor Martín, Miguel Durán, Marc Sánchez y Alberto Puig quedaron en sexta posición de su serie, aunque una sola centésima les privó del undécimo puesto que ocupó la selección de Sudáfrica. El combinado del Reino Unido fue el más rápido de la prueba al volar en la piscina de Río de Janeiro y marcar un tiempo de siete minutos y seis segundos. Además de la selección nacional, se quedaron fuera de la prueba Italia, Polonia, Sudádrica, Dinamarca, Francia, Brasil y Hungría.

La participación de Víctor Martín se vivió con especial atención en su pueblo natal, Padul. El granadino llevó la tensión a sus paisanos durante su prueba. El nadador salió el primero de los españoles, por lo que esto acrecentó los nervios de todos los espectadores que siguieron la carrera de relevos a través de la pantalla gigante que instaló el Ayuntamiento en la casa de la Cultura de la localidad. Además, la nefasta organización de Televisión Española, que es la encarga de retransmitir los Juegos Olímpicos, obligó a la organización a recurrir a última hora a la página web.

Tanto La 1 como Teledeporte y La 2 ningunearon la natación y se centraron en la participación de Rafa Nadal, Garbiñe Muguruza y la selección española de baloncesto. A pesar de ser la primera vez que un equipo español de natación se sumergía en el agua de  unos Juegos Olímpicos en la disciplina del 4x200, la cadena de televisión se olvidó de la prueba.

Víctor Martín, de 22 años, tiene todavía ante sí un amplio futuro por delante y seguro que obliga a sus paisanos del Padul a volver a colocar una pantalla gigante para celebrar sus hazañas. El mero hecho de participar en unos Juegos Olímpicos ya puede ser motivo de orgullo para el nadador granadino, que ayer hizo historia desde el momento en el que saltó a la piscina. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios