Mundo

Estrasburgo torpedea a Von der Leyen

La candidata a presidir la Comisión, la alemana Ursula von der Leyen, este miércoles en Estrasburgo. La candidata a presidir la Comisión, la alemana Ursula von der Leyen, este miércoles en Estrasburgo.

La candidata a presidir la Comisión, la alemana Ursula von der Leyen, este miércoles en Estrasburgo. / Patrick Seeger (Efe)

La alemana Ursula von der Leyen, desde el martes candidata de los Estados miembros a presidir la Comisión Europea (CE), afronta en dos semanas la confirmación de su cargo en una Eurocámara indecisa ante esta votación y con fracturas abiertas en sus grandes grupos políticos.

El Parlamento Europeo celebrará esta votación en su próxima sesión plenaria, previsiblemente el 16 o 17 de julio, a la que concurrirá Von der Leyen tras la nominación por parte de los jefes de Estado y de Gobierno en una cumbre de tres jornadas e incontables horas de negociaciones para hallar un consenso entre países.

La actual ministra de Defensa alemana forma parte de un paquete de altos cargos en el que también figuran el liberal belga Charles Michel para la presidencia del Consejo, el español Josep Borrell para la jefatura de la diplomacia europea y la francesa Christine Lagarde para presidir el Banco Central Europeo.

Además, y pese a que el Parlamento Europeo tiene la potestad exclusiva de nominar y determinar a su presidente, el acuerdo proponía que la primera mitad de la legislatura presidiera la Eurocámara un socialista y la segunda un popular. Esta "recomendación" ha causado indignación entre algunos grupos de la Eurocámara, que critican que el Consejo Europeo se haya excedido de sus competencias y haya metido mano en una nominación para la que los países no tienen voz ni voto, sino que corresponde sólo a los eurodiputados.

"Lamentamos que la elección se haya llevado en el marco de un acuerdo en el Consejo Europeo y que no se haya respetado la autonomía del Parlamento para llevar a cabo su propio proceso de elección de su presidente", criticó el vicepresidente de los Verdes y portavoz de Catalunya en Comú, Ernest Urtasun.

Entre los grandes grupos, sólo el liberal (108 escaños) parece tenerlo claro y, aunque invitarán a Von der Leyen a participar en una reunión de la formación y escucharán sus propuestas, el vicepresidente del grupo Luis Garicano avanzó ayer que tienen la intención de apoyar a los candidatos.

Los socialdemócratas (154 escaños) mostraron su decepción ante el reparto de forma más pública después de que su cabeza de lista, el holandés Frans Timmermans, optara a presidir la Comisión pero al final el grupo sólo lograse media presidencia del Parlamento para David Sassoli y la jefatura de la diplomacia europea para Borrell.

Los jefes de las delegaciones nacionales socialistas ya señalaron su descontento el martes y fuentes del grupo indicaron a Efe que consideran "malo" el paquete y deberán abordar el signo de su voto en las próximas semanas.

El grupo popular (182 escaños), por su parte, afronta la disyuntiva de haber logrado la presidencia de la Comisión pero a costa de sacrificar el sistema de candidatos principales que han reivindicado tradicionalmente y que el Consejo finalmente no tuvo en cuenta.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios