Cultura

Abrasión, urgencia y melodía: el pop según The Wedding Present

  • La banda llega al 'Pop CAAC' mañana, tras la actuación, esta noche, de 'La Milky' y St. Peter Square

Imagen promocional de The Wedding Present (último a la derecha, David Gedge). Imagen promocional de The Wedding Present (último a la derecha, David Gedge).

Imagen promocional de The Wedding Present (último a la derecha, David Gedge).

Melodías abrasadas y centrifugadas por la electricidad de unas guitarrras casi cortantes, ritmos frenéticos de los de apretar los dientes, turbulencias sentimentales pasadas por ese filtro -tan preciado en el pop británico- entre el sarcasmo melancólico y el costumbrismo urbano. Con estas bazas, y con discos magistrales del indie-rock más fiero como el inaugural George Best (1987) y Seamonsters (1991), The Wedding Present se convirtió en una de las grandes bandas de la escena independiente británica de los 80 y los primeros 90. El azar -o tal vez ese toque más bronco que el de otros compañeros de generación- no le concedió al lustre mediático que sí lograron otras bandas pero, a modo de compensación, con los años a David Gedge, alma del grupo y único miembro que permanece en el mismo desde sus comienzos en Leeds en 1985, dentro del casi legendario ya movimiento C-86, se le ha ido poniendo cada vez más cara de músico de culto.

Tras un parón a mediados de los 90, que dedicó a Cinerama, un proyecto de corte más canónicamente pop, Gedge reactivó el grupo hace algo más de una década con el notable Take Fountain (2005) y desde entonces no ha parado. Mañana visita el CAAC para ofrecer el que será el concierto de prestigio internacional del tramo del ciclo Pop CAAC que programa La Suite. Gedge y sus tres compañeros llegan con un álbum todavía fresco, Going, going... (2016), y un EP aún más reciente, Home Internationals E.P., publicado este mismo año en una edición limitada por el sello del festival Primavera Sound, en el que la banda, alternando su típico pop de guitarras potentes y afiladas y un post-rock pastoral de serenidad y crescendos que por momentos recuerda poderosamente a Mogwai, demuestra, de nuevo, que no regresó a los escenarios precisamente por inercia.

En la jornada de mañana actuará también Nacho Camino y esta noche, que se antoja movida y sudorosa, lo harán los sevillanos The Milkyway Express, de los que los aficionados de la ciudad ya saben lo que cabe esperar: rock vigoroso, con aires sureños y textura terrosa que en directo, ámbito natural de su música, cobra vuelo con mucha más fuerza; y St. Peter Square, formación también local que con su inflamada querencia por el rockabilly viene a ratificar que, por encima de criterios cronológicos o estilísticos, es una de las músicas de baile más divertidas, crapulosas y vibrantes que se han inventado.

Las entradas de cada jornada tienen un precio de 10 euros y en ambos casos los conciertos empezarán a partir de las 21:00.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios