Cultura

Pedro Simón gana el Premio Primavera de Novela por 'Los ingratos'

  • El autor, también periodista, propone en la novela un clásico relato sobre la pérdida de la inocencia que es, a la vez, un retrato generacional de la España de los primeros años de la democracia

Pedro Simón, este viernes, en el acto de la editorial Espasa y El Corte Inglés. Pedro Simón, este viernes, en el acto de la editorial Espasa y El Corte Inglés.

Pedro Simón, este viernes, en el acto de la editorial Espasa y El Corte Inglés. / Chema Moya (Efe)

La obra Los ingratos, del escritor y periodista Pedro Simón (Madrid, 1971), ha ganado la XXV edición del Premio Primavera de Novela, dotado con 100.000 euros, según el fallo del jurado. La novela, que tiene no poco de crónica sentimental y familiar de los cambios de la sociedad española, narra una historia ambientada en la España de 1975, cuando llega a un pueblo la nueva maestra con sus hijos, dos chicas y un niño, a través de cuya mirada se relata esta historia.

El Primavera, convocado por la editorial Espasa y Ámbito Cultural de El Corte Inglés, ha cumplido 25 años y por este motivo en el acto se ha emitido un vídeo en el que escritores galardonados a lo largo de su historia, desde Rosa Montero, la primera que lo recibió en 1997 con La hija del caníbal, hasta José María Pérez Peridis con El corazón con que vivo, el pasado año, han recordado lo que ha supuesto para ellos este reconocimiento. Peridis ha recordado que este premio le dio la vida porque lo recibió justo antes del confinamiento y cómo, al enfermar de coronavirus y estar hospitalizado, pensaba que no podía morirse.

El jurado del Premio Primavera de Novela, presidido por Carme Riera y compuesto por Antonio Soler, Gervasio Posadas, Fernando Rodríguez Lafuente y Ana Rosa Semprún, ha apoyado Los ingratos por unanimidad. Se trata de "una historia de los que somos los hijos de una generación un poco deslocalizada", ha explicado Pedro Simón; una generación, ha añadido, que "ha dicho poco la palabra gracias" a los que hicieron posible lo que son hoy, esa gente que en la actualidad "se está yendo" y por eso existe una melancolía en su obra "que tiene que ver con las ausencias".

Se trata de una novela sobre una generación que vivió en aquella España donde se viajaba sin cinturones de seguridad, la banda sonora era Penélope de Serrat y se veía el Un, dos tres, un relato sobre la pérdida de la inocencia y el paso de la infancia a la edad adulta. El autor, que trabaja en el diario El Mundo, ha asegurado que no se considera escritor sino periodista y ha señalado que esta obra no se parece en nada a su anterior novela, Peligro de derrumbe, en la que habla de la crisis económica.

Además, la obra No hay gacelas en Finlandia, de Dimas Prychyslyy, se ha alzado con el Premio 25 Primaveras de Novela, un reconocimiento creado para celebrar esta edición especial del 25 aniversario del galardón para obras de autores menores de 30 años y dotado con 20.000 euros. El jurado ha elogiado "la destreza narrativa, la profundidad de personajes y voces y la originalidad de la estructura" de la obra del autor, nacido en Ucrania en 1992.

No hay gacelas en Finlandia comienza cuando Mario, dependiente de una librería recién despedido, que pasa las ocho horas de su jornada no laboral en el metro, encuentra en un vagón un papel con algo escrito: la lista de la última compra que uno hace en la vida. Tiene que verlo Damián, aspirante a escritor, que decide solicitar la ayuda de Claudia, cuyo trabajo es suplantar a algunos autores en sus redes sociales. Con esta novela, ha explicado Prychyslyy, se propuso "hacer un retrato, mediante un elenco de personajes pintorescos, de una sociedad hiperconectada y a la vez sumida en la más absoluta de las soledades".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios