Helena Arriaza

helenacadiz89@gmail.com

¿Por qué, Jesús?

Como en Mediaset sigan así, se arrepentirán de haber echado a perder a Jesús.

Al ver el programa Me quedo contigo la primera pregunta que se viene a la mente es por qué Jesús Vázquez se ha prestado a esto. Cuando te dan un programa de televisión raro es rechazarlo. Al fin y al cabo es trabajo y en Mediaset últimamente no le dan al presentador gallego todo lo que merece. Pero que Jesús esté al frente de este dating show que se emite los jueves por la noche en Telecinco es un despropósito. De hecho el formato en sí es un despropósito. Parece que cuando llega el verano en televisión todo vale y no debería ser así. Jesús hizo un trabajo impecable en Bake off, el programa de repostería de Cuatro, al igual que en el resto de formatos que en los últimos años ha presentado en Mediaset. En Me quedo contigo él también trabaja bien. De hecho es lo único positivo del programa. Pero si no lo hubiera aceptado, hubiera acertado.

Este dating show tiene la única misión de entretener. El problema es que en lugar de entretener lo que hace es indignar a la mayoría de espectadores, tal y como se refleja en las redes sociales y en otras conversaciones. Es un programa donde los tópicos que no permiten evolucionar y los prejuicios están muy presentes. Dos aspectos que a estas alturas no deberían tener cabida en televisión. Es como un Mujeres y hombres y viceversa más lamentable si cabe. El casting es tremendo. No hay luces por casi ninguna parte. Ni en los chicos, ni en las chicas, ni en las madres.

El jolgorio que montan las chicas mientras esperan en el pisito a que sus madres decidan qué chico les viene mejor, cansa. Es como un gallinero en el que nada tiene sentido con el que que dan ganas de apagar la televisión. Las presentaciones de los pretendientes no tienen desperdicio. No hay ni uno que no cumpla con algún tópico. Y la actitud de las madres en muchas ocasiones es vergonzosa. Que sí, que van a pasárselo bien. Pero de ahí a hacer el ridículo hay un trecho. En definitiva, en este dating show se presenta a una generación de jóvenes que no corresponde del todo con la actual. Los hay así, pero hay mucho más. Hay una generación de jóvenes que no tiene sitio en televisión y programas como este hacen que sean los grandes perjudicados.Y en cuanto a Jesús Vázquez, Mediaset está empezando a desperdiciarle. Tiene proyectos para después del verano pero habrá que ver cuáles son. Están dando demasiados programas a los mismos presentadores y a él le están restando la importancia que merece. Como sigan así, se arrepentirán de haber echado a perder a Jesús.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios