Análisis

El parqué

Quinta jornada al alza

El principal indicador de la Bolsa española, el Íbex 35, subió ayer un 0,22% en su quinta jornada consecutiva al alza y se afianza por encima del nivel de los 9.900 puntos. La Bolsa española se decantó por unas ganancias menores a las cuatro sesiones anteriores, pero que le permitieron acercarse, cada vez más, a la barrera de los 10.000 puntos, nivel que no alcanza desde finales de mayo.

Con la prima de riesgo en 99 puntos básicos, el selectivo sumó exactamente 22 unidades hasta los 9.927 puntos, con lo que las pérdidas anuales se reducen al 1,16%.

En Europa, el resto de plazas también terminaron en positivo. Destacó Londres, que subió un 0,92%, a pesar de la crisis abierta en el Gobierno británico tras las dimisiones de David Davis y Boris Johnson como ministros del Brexit y de Asuntos Exteriores. En cuanto a las demás, Milán sumó un 0,49%; París, un 0,42% y Fráncfort, un 0,38%, mientras que el euro subió hasta 1,174 dólares, su mayor nivel desde junio.

Los inversores estuvieron pendientes del discurso del presidente del BCE, Mario Draghi, quien anunció que los riesgos para el crecimiento de la eurozona son "equilibrados" pese al proteccionismo global, y añadió que la política monetaria de la entidad ha resultado "muy efectiva".

A nivel macroeconómico se publicó el PIB francés, que creció un 0,3% en el segundo trimestre, así como las exportaciones alemanas, que cayeron en mayo un 1,3% interanual.

A pesar del inicio de la guerra comercial, las principales plazas asiáticas registraron grandes subidas, ya que el CSI 300 de China avanzó un 2,80%; Hong Kong, un 1,32% y la Bolsa de Tokio, un 1,21%.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios