Diario de Sevilla Mantenemos la cita diaria en los quioscos como actividad esencial decretada por el Gobierno en la crisis del coronavirus

Análisis

fernando faces San Telmo Busissnes School

Trumpeando

T RAS su triunfo sobre el impeachment Trump esta envalentonado. Y es que últimamente todo le está saliendo bien. La economía de Estados Unidos sigue creciendo. En el último mes se han creado 225.000 empleos. La tasa de paro es del 3,5%, la más baja de la reciente historia económica. Donald Trump está ganando el pulso a sus amigos y enemigos en la renegociación de los tratados internacionales. Ha llegado un acuerdo transitorio favorable en la guerra arancelaria con China. Su enemigo más poderoso está enfermo, afectado por la pandemia del coronavirus, que puede costarle una caída del 1% del PIB. Trump disfruta pensando que tarde o temprano necesitará su ayuda. Como enemigo del multilateralismo ha paralizado a la Organización Mundial de Comercio negándose a nombrar a los jueces del Tribunal de Apelación hasta que no se haga una profunda reforma de la OMC que sea de su agrado. El termómetro de su popularidad está en máximos, el 49%. Su enemigo político, el partido demócrata, esta sumido en la desesperación. El Dow Jones lo celebra. Si antes del mes de noviembre los demócratas no reaccionan con un candidato atractivo y con un nuevo relato político, las próximas elecciones pueden ser un dulce paseo para Trump. Europa se tiene que hacer a la idea de que tenemos Trump para otra legislatura. Un nuevo Trump engreído y fanfarrón que puede ir de verdugo o de perdonavidas.

Consciente de esta situación, la UE quiere cerrar cuanto antes su disputa arancelaria. A ser posible, con el Trump perdonavidas. El 18 de octubre EEUU imponía aranceles del 25% a una amplia lista de productos agroalimentarios de la UE por un valor de 7.500 millones de dólares, por los subsidios públicos otorgados a Airbus. A España le corresponden 785 millones de euros. Ante la falta de acuerdo en las negociaciones, la Administración de EEUU plantea incrementar los aranceles hasta el 100% y ampliar la lista de productos. El temor de algunos socios europeos es que la Comisión Europea, presidida por Ursula von der Leyen, ante la amenaza de subida de aranceles a los automóviles alemanes y sus componentes, acabe ofreciendo como alternativa la subida de aranceles a productos agroalimentarios. Francia y España y otros países están alerta, desconfían. Una alternativa es facilitar la importación de productos agroalimentarios desde EEUU eliminando las barreras regulatorias fitosanitarias.

Desde el Ministerio de Asuntos Exteriores español manifiestan que la Comisión es la que tiene la competencia exclusiva para las negociaciones comerciales. Sea como fuere ,y por si acaso, las ministras españolas de exteriores y defensa, Arantxa González y Margarita Robles se han reunido con el embajador EEUU Duque Buchan para solicitarle que trasmita a Trump que una resolución no satisfactoria para España pondría en riesgo la cooperación militar de España con EEUU, a través de las bases de Rota y Morón de la Frontera. Atraque de portaviones por aranceles agroalimentarios. Confiemos en que el embajador, se tome su tiempo y que consiga que el encuentro sea con el Trump perdonavidas. De lo contrario cualquier cosa puede ocurrir. Y es que Trump, tras las últimas victorias, esta que se sale.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios