Desde mi córner

Luis Carlos Peris

El Betis se la juega en territorio comanche

OTRA vez el Betis a escena y bajo la premisa de jugarse una barbaridad en territorio comanche. Mestalla es un campo minado para este Betis que se agarra al respirador artificial para la intentona heroica de recuperar mucho de lo que se dejó en las cunetas ligueras con Mel y con Garrido. Es cuestión de asirse a un clavo que quemará más y más según avance una segunda vuelta que será calle de la Amargura con final desconocido.

El triunfo del domingo sobre el Espanyol ha logrado reactivar el sentir de ese beticismo que, sin lugar a dudas, es el tesoro único que conforma el patrimonio inmaterial del Real Betis Balompié. Ese par de goles de Rubén ha dinamizado al bético, que pasó de tener los brazos caídos a levantar nuevamente la guardia y a ver qué pasa. Y pasa que la prueba inminente es en mal sitio, en un campo en que cuando ganó por última vez hay futbolistas de hoy que no habían nacido.

Efectivamente, y como se ha desempolvado ahora, Calderón estaba de corto en las dos últimas victorias y hasta marcó en la última, que fue en Copa de la Liga, en aquella Copa de la Liga que al Betis le birló Urízar Azpitarte en el Camp Nou. Pero vayamos al meollo de la cosa y por ahí nos estalla en la cara un partido lleno de valor entre dos equipos que vienen de ganar y que tienen en su almario no sólo el alma, sino la obligación de ganar por motivos ciertamente contrapuestos.

Es el Valencia de Pizzi contra el Betis de su compatriota Calderón y la verdad es que ambos han variado bastante de maneras con la llegada de sendos argentinos. En el Valencia, además, se ha producido un tsunami de compraventas en su vestuario que se prevé plagado de incógnitas. En el Betis también hubo variantes que han pintado bien en el debut y que hacen alimentar esperanzas. Todo es a la hora en que antaño se jugaban los partidos, cuatro de la tarde en territorio comanche.

Tags

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios