PASA LA VIDA

Juan Luis Pavón

Campeones a pesar de todo

SON menos famosos que Navas, Ramos y Marchena. Pero son como ellos: campeones del mundo. Y a título individual, que es más difícil. Y en deportes físicamente muy duros, que apenas tienen repercusión, patrocinios e ingresos que permitan primero vivir para ellos y, tras retirarse, vivir de las rentas acumuladas gracias a ellos. Los sevillanos Carlos Campano, en motocross, y Blanca Manchón, en tablas a vela, han logrado algo tan complicado en cualquier ámbito como ser reconocidos los números uno. Además de felicitarles por su momento de gloria, breve en comparación con los años de sacrificios y dudas para acometer ese reto sin tirar la toalla, es necesario potenciarlos ante la sociedad sevillana como ejemplo de éxito y constancia. A ellos y a quienes les han apoyado en un mar de indiferencia a todo lo que no sea fútbol.

Campano se ha proclamado campeón en Suiza y Manchón en Dinamarca. Lo propio de trotamundos del deporte de élite. Como Marina Alabáu, la otra campeona mundial sevillana y rival de Blanca en la misma especialidad. Cuesta mucho dinero vivir fuera de casa bastantes fechas de cada año, sobre todo antes de tener cartel en esa modalidad. Viajes, alojamientos, material, entrenamientos,... Sin la más mínima seguridad de que acabarás siendo un triunfador. No sólo hay que ser bueno compitiendo. Igual de importante es la necesidad de tener medios para competir. Por eso es de justicia resaltar el apoyo del empresario sevillano de motos Eduardo Castro, como patrocinador, para que Campano no renunciara a liderar el motocross. Era muy frustrante verse superior en los circuitos y estar a punto de plantarse por falta de dinero.

Manchón y Alabáu tienen como gran objetivo disputarse el oro olímpico en Londres 2012. ¿No hay en Sevilla ninguna empresa que quiera llenar de logotipos a las regatistas del Náutico? ¿Todo consiste en ahuecar el ala y pedirle a la Junta que aporte más dinero público para que lleven la marca Andalucía?

Tags

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios