Las dos orillas

josé Joaquín / león /

Concejales a su manera

ES curioso que un alcalde como Juan Espadas, con fama de ser un hombre sensato y se diría que racionalista, esté inmerso en una situación tan pintoresca como la que existe en el Ayuntamiento. Porque la posición política de Participa Sevilla, con sus tres concejales, resulta chocante. Sus votos fueron decisivos para quitar y poner alcalde. Se suponía que eran como una franquicia auspiciada por Podemos, que los apoyó. Pero ahora el partido de Pablo Iglesias protagoniza las más duras críticas que han recibido los de Participa, que ya tuvieron una escisión notable con la retirada del profesor Joaquín Urías. En consecuencia, se les puede considerar como un partido independiente. Sin embargo, son los árbitros municipales.

A pesar del apoyo expreso que les dio Teresa Rodríguez, en Podemos no tragan al trío municipal formado por Susana Serrano, Julián Moreno y Cristina Honorato. Es evidente que en Madrid han dado la orden de desmarque. Pablo Iglesias ya sabe que algunos alcaldes frikis que tiene por ahí, y ciertos concejales que han ido a buscarse un trabajo sin disimulo, le están estropeando todo el programa idílico para la gente transparente que había maquinado. En Cataluña le dieron el primer aviso.

La enemistad de Begoña Gutiérrez con este grupito (que era el del sector crítico de quienes le disputaron el cargo) no se disimula. De manera que en Podemos se han puesto a funcionar en modo purga. A los concejales de Participa Sevilla los han acusado de "escandalosos", en las cuestiones sensibles al bolsillo, como los sueldos de los concejales, el número de asesores, los criterios de selección con los colegas, el caso del diputado provincial con la correspondiente golosina, los nombramientos en las empresas públicas, y otros detalles que afectan menos al arte de cobrar.

Tampoco esos tres concejales han hecho nada que no hagan los de otros partidos. Pero es el precio que se paga por la transparencia demagógica cuando no se cumple. Y no se disimula con medidas de cara a la galería, como una huelga de hambre de 24 horas, que sonaba a jornada de ayuno y abstinencia. Pero la verdad es que Podemos tiene a Susana, Julián y Cristina en el punto de mira. Así las cosas, van a funcionar como un grupo independiente.

Haciendo las cuentas, a Espadas le salen otras opciones, olvidando a los participativos. Siempre y cuando IU lo siga apoyando, y Ciudadanos le acudiera al quite.

Tags

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios