La ventana

Luis Carlos Peris

La Feria del Libro, punto de encuentro

FERIA del Libro un año más y nuevamente la Plaza Nueva como punto de encuentro para gente que aprovecha la cosa para pegar la hebra con amigos que rara vez se ven a lo largo del año. Feria del Libro que nos retrotrae a aquel tiempo en que íbamos a la caza y captura de la dedicatoria de escritores muy cercanos y que entonces dábamos en llamar narraluces. Colas para la firma de Alfonso Grosso, de Manolo Barrios o de otro Manolo, el entrañable Manolo Ferrand. Este año revolotea por la vertical de la Plaza Nueva la figura de uno que de narraluz, y degenerando como aquel banderillero de Belmonte, ha llegado a lograr el Cervantes. Caballero Bonald, en el epicentro de esa feria que desde ayer es lugar de cita para la cháchara. Y qué mejor argumento tertuliano que el libro, ese artículo tan poco usado desgraciadamente y que cobra vigencia en estos días de feria.

Tags

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios