Crónica personal

Pilar / cernuda /

Hartos de corrupción

LA Junta acusa al Gobierno de abrir una causa general contra los andaluces, y no es ése el caso, sino que el caso es que hay ya mucha hartura de la corrupción que se da y se ha dado en determinados despachos andaluces de poder, que no en todos. Y en lugar de contraatacar con la historia de las causas generales, lo que se agradecería es que alguna vez, cuando aparece un nuevo caso de corrupción en Andalucía o en cualquier otro lugar, algún responsable saliera a la palestra para decir que se ponía en marcha una investigación. Seria y en profundidad, nada de comisiones parlamentarias que no sirven absolutamente para nada excepto para marear la perdiz y para que unos partidos lancen dardos contra otros sin querer ver la viga en el ojo propio.

Es una vergüenza que una vez más la Unión Europea exija que se aclara qué ocurre con los dineros que ha enviado durante años para los cursos de formación. Es una vergüenza que se haya producido tanta desidia en todo lo relacionado con esos cursos, que se hayan pagado comisiones de forma descontrolada para hacerse con esos fondos a cambio de contratar cursos inexistentes; una vergüenza que los que se apuntaban aparentemente de buena fe a esos cursos no hayan denunciado que no los recibían; y una vergüenza que sindicatos, empresarios, y las empresas involucradas en los cursos fantasmas, se hayan llevado el dinero sin hacer siquiera el simulacro de hacer como que organizaban algo.

En una España con millones de parados, esos cursos tenían como objetivo que sobre todo los trabajadores de la construcción pudieran aprender un oficio que le diera mejor salida laboral, y es la razón de que tanto Bruselas como el propio Ministerio de Trabajo se mostraran dadivosos con todo lo relacionado con los cursos. Sin embargo, personas de dudosa moral, y que desgraciadamente en muchos casos tenían mando en plaza tanto en sindicatos como en empresas, han utilizado esos fondos para lucrarse, o lucrar a las asociaciones y sindicatos a los que pertenecían.

Es demasiado ya. Los ERE, los cursos de formación, las comisiones, los personajes que no tenían dónde caerse muertos y que aparecen manejando dinero a manos llenas… Demasiado. Andalucía es la región con más paro de Europa. Se comprende: un grupo de inmorales se han hecho de oro a costa de aprovecharse de los fondos que tenían como objetivo que los parados pudieran encontrar nuevas salidas profesionales.

Etiquetas

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios