Visto y Oído

francisco / andrés / gallardo

Teledirigido

EL formato más tedioso del que abusa la tele sumergida en la gran crisis es el debate político o politicoide: la monserga de consignas inamovibles, que de los canales parroquianos para minorías, donde esas "tertulias" viven la merecida agonía del bostezo, pasaron al horario nocturno de los sábados en Telecinco o La Sexta. En estas reuniones de hogueras, de arrimar las ascuas a las sardinas de cada cual, periodistas, tipos de loquesea, y los propios políticos cotorrean por el carril de sus tesis, sin remisión y sin ganas de intercambiar: sólo de imponer.

No hay intención de enriquecer (la opinión) en los debates, por eso el dirigente socialista madrileño Antonio Miguel Carmona estaba gustoso con ser "teledirigido" por whatsapp por el entorno del presidente de la Junta para hablar sobre el caso de los ERE en El gran debate de Telecinco. Qué gran debate. Gracias a la lengua de Carmona, contertulio parlanchín y flojo en todos los aspectos, ya vamos entendiendo mejor el desastre de credibilidad que tiene el PSOE madrileño. Y si desde el PSOE se arremete contra Ana Pastor por el programa del pasado domingo por retratar la corrupción de los ERE en las entretelas de la Junta, ya intuimos que el iceberg es aún más grande y por qué no llega ni a cubito de hielo en la cobertura informativa de Canal Sur.

La única rendija por la que una tertulia de esas se puede potabilizar es la conformación de una mesa plural. Si se exhiben las cartas marcadas, que al menos sean cartas diferentes tendría que pedir el sofalícola. Y para camuflar las carencias suele haber periodistas de guardia que, con la cabecera a cuestas de su medio, ejercen de contrapunto allá donde se les pide. Los redactores y directores de medios extremos gozan de un sobresueldo, ejem, por servir precisamente para rotos y descosidos en las aceras de enfrente. Por eso siempre será más nutritivo leer un periódico que tragarse la bilis de esas tertulias.

Tags

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios