rocío Hacha

Las bodas de día toman el relevo

Hasta hace algún tiempo, las bodas nocturnas eran las absolutas protagonistas de los eventos veraniegos, y concentraban toda la atención en los modelos lucidos tanto por los novios como por los invitados. Todos los esfuerzos iban dirigidos a encontrar el traje largo perfecto, los zapatos de tacón que supieran combinar estilo y comodidad, los complementos más adecuados y el recogido más elaborado. La boda diurna era la gran olvidada, a la que se iba con vestido corto y, si alguna se atrevía, con una pamela, sombrero o discreto tocado. Sin embargo, hubo un tiempo en que llevar complementos en la cabeza, ya fuera un turbante o una flor, era símbolo de feminidad. De todos es sabido que las modas siempre vuelven, y esta vez han sido las bodas diurnas las encargadas de resucitar el maravilloso mundo de los complementos para la cabeza. Desde una corona con simples y delicadas flores hasta una femenina chistera de color, los complementos para las bodas celebradas de día escapan a la propia imaginación. El secreto consiste en encontrar un vestido sencillo, a ser posible monocolor o bicolor, que nos permita añadirle complementos fuertes de manera que el conjunto no quede sobrecargado. A partir de ahí, todo es elegir, si bien optar por el tocado siempre será una buena idea, ya que abre un enorme abanico de posibilidades al ser un complemento muy cercano al ámbito artístico y creativo de la firma que hay detrás. Otro fiel a las bodas de día es la pamela, que nació para reinventarse en múltiples formas y dimensiones, y que puede quedar genial aderezada con flores o plumas. Y hablando de flores, mención especial merece la corona, que va camino de convertirse en la tendencia más consolidada a la hora de combinar un vestido de boda. ¿Cuál es su secreto? Normalmente están hechas a medida y los creadores permiten a la clienta elegir los colores que quieren, por lo que es posible combinarla al gusto con el vestido elegido. Se acabó vagar por las tiendas lamentando haber sido invitada a una boda de día, este verano se han convertido en la excusa ideal para marcar estilo propio.

Tags

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios