La ciudad y los días

Carlos Colón

ccolon@grupojoly.com

Tampoco es tan difícil entenderlo

No se parta la cabeza la OMS: estamos como estamos porque nos gobiernan quienes nos gobiernan

Tomo prestado el título de la película de William Powell y Carole Lombard Al servicio de las damas para ofrecerme a disipar la perplejidad de doña María Neira, directora del Departamento de Salud Pública y Medio Ambiente de la OMS. Su organización, ha dicho, lleva semanas estudiando por qué España es el país de Europa con mayor incidencia de Covid-19 y aún no saben qué está fallando. Según la señora Neira no se trata del uso de las mascarillas, aquí obligatorio (aunque antes nos engañaran, añado, diciendo que no eran necesarias para ocultar que no las había). Tampoco del carácter latino que facilita determinados comportamientos efusivos, ni de las reuniones familiares, ni del desahogo de los jóvenes. "Es cierto -ha dicho- que ha habido una relajación de los jóvenes y las fiestas, pero eso no justifica toda la situación en la que el país está actualmente ya que, en Italia, Francia o incluso Suiza, los jóvenes también han hecho fiestas". Y allí que andan, perplejos, intentando averiguar por qué España tiene esta elevada transmisión del virus que la sitúa como lo peorcito de Europa.

Pues para eso está uno aquí, al servicio de la dama, de la OMS y de lo que haga falta. Lea la prensa española, señora Neira. Siga las tertulias políticas radiofónicas y televisivas. Vea las sesiones parlamentarias. Y lo entenderá todo.

Estamos como estamos porque mientras la gente se contagia, enferma o se muere los políticos se dedican a los tejemanejes de la renovación del Poder Judicial, a insultar al jefe del Estado, a poner en cuestión la Monarquía parlamentaria para traer la Tercera República, a agitar el fantoche del franquismo, a la independencia de su región, a arrojarse unos a otros la basura de la corrupción endémica de nuestros partidos... Mientras tanto ni tan siquiera han podido o querido informarnos de cuántos fallecimientos se han producido: 32.086 según las fuentes oficiales y en torno a 50.000 según la comparativa del exceso de mortalidad

Estamos como estamos porque Madrid se ha convertido en un escenario de confrontación política cuyo objetivo es romper el precario equilibrio que mantiene a la infortunada y desafortunada Ayuso al frente de la Comunidad (Sánchez, no otro, Sánchez, le pedía ayer que se tome en serio esta pandemia: a ver si lo hace él). Por no cansarla: estamos como estamos porque nos gobiernan quienes nos gobiernan y tenemos la clase política que tenemos.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios