Visto y Oído

Antonio / Sempere

La fiesta

HAY algo que no entiendo. ¿Quién paga la fiesta del nuevo canal #0? Imagino que los paganos de siempre. Los abonados. Así han funcionado siempre las televisiones de pago y ésta no va a ser una excepción. Pero aun conociendo esta mecánica, permítanme que abunde en la pregunta: ¿Y quién paga esta fiesta? A los abonados, por lo general, lo que les interesa es el fútbol, y ahí sí son capaces de pagar lo que les pidan, porque es un contenido vital para su ocio. Del mismo modo que los canales de cine y de series. Tan demandados.

¿Pero este canal #0, que es lo más parecido a la resurrección de un remozado canal Cuatro fundacional, quién lo paga? Porque si todo un Andreu Buenafuente en su mejor momento, con un producto cuidado hasta el extremo, no ha salido de la horquilla del 0,3% en el privilegiado prime time, con un techo de 50.000 espectadores, qué le espera a todo lo demás? Baste decir que en un par de entregas Andreu se permitió dar paso a publicidad, dos veces a lo largo de la hora de programa, y lo que encontramos fue el mismo único anuncio de un coche que, a su vez, ya habíamos visto al inicio. ¿Quién paga todo esto, pues, los anunciantes o los abonados? La televisión es cualquier cosa menos barata. Y la televisión de calidad, ni te cuento.

Por si acaso, y por si llegan tiempos peores, no pienso desaprovechar la ocasión. No voy a perderme ni una entrega del caviar que ofrece Buenafuente hasta junio. Voy a sacar todo el jugo a la Eva Hache actriz y a su enorme elenco. A Iñaki Gabilondo, Sistiaga, a los 18 colaboradores de Raquel Sánchez Silva. Antes de que acabe la fiesta. Por si acaso.

Me da pena por La 2. Que mientras tanto vegeta.

Tags

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios