Las dos orillas

José Joaquín León

La utilidad del Metro

VIENDO lo que se ha organizado en Madrid con la huelga del Metro te das cuenta de lo importante que es un Metro en condiciones. Como el de Madrid. ¿Qué pasaría en Sevilla si se organizara una huelga de Metro? Probablemente pasaría lo mismo que cuando el tranvía del Metrocentro no llega a la Plaza Nueva en Semana Santa. O sea, nada. La línea 1 es buena y útil para muchas personas que viven en sus aledaños, pero no es imprescindible en la dinámica de los transportes de la ciudad. Sería prescindible durante unas horas, incluso durante unos días.

Pero sí es imprescindible una red de Metro como la de Madrid, que comunica los cuatro puntos cardinales de la ciudad, las periferias con el centro y las redes básicas de transporte, incluidas estaciones de tren y aeropuerto. El Metro que inauguró Chaves no es comparable con el que ha puesto atacada de los nervios a Esperanza Aguirre; entre otras cuestiones porque Griñán no ha presidido todavía la inauguración de ninguna estación de Metro. Y puede que no la presida nunca. Ni de la línea 2, ni de la 3, ni de la 4. Igual la preside Susana Díaz u otro joven valor cuando se jubile.

Hay que ser optimistas. Por eso, hay que extraer consecuencias positivas de huelgas de metros como el de Madrid. ¿Qué ha quedado en evidencia? Algo que ya sabíamos: que la capital de España tiene un Metro fundamental para toda su área metropolitana y urbana, y que es imprescindible. Siguiendo con el optimismo, eso nos demuestra que algunas huelgas son muy positivas, siempre que no se abuse demasiado, porque es la prueba de fuego para poner a cada uno en su sitio.

¿Qué se ha visto en Madrid? Que no pueden vivir sin su Metro. Luego el Metro de Madrid sale reforzado. Una huelga es un medidor excelente para los recortes. ¿Qué pasa cuando hay una huelga de basuras? Que se lía un gran carajal y se evidencia que un buen servicio de limpieza es imprescindible, un servicio básico. Pero ¿qué pasaría si se organizara, por ejemplo, una huelga de tres días de asesores de los alcaldes, consejeros de empresas públicas o de diputados provinciales? Ahí se vería la copla, sí, se llama copla.

Hay huelgas insostenibles, como la del Metro de Madrid o la de recogida de basuras. Y hay huelgas perfectamente sostenibles, como si fueran de la Economía Sostenible, de la que ya no se habla. Las huelgas sostenibles son las que no importan, excepto a los propios interesados. Calculen cuantas huelgas sostenibles se podrían organizar en Sevilla, sin el menor problema para la ciudadanía, y entenderán la importancia del recortable y de tener un Metro como Dios manda. O sea como el de Madrid, donde ya había cinco líneas en los tiempos prehistóricos de Franco, por citar un dato.

Tags

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios