Diario de Sevilla En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

En domicilios de Bormujos, Brenes, Isla Mayor y Aznalcázar

Detenida una banda de falsos guardias civiles especializada en robos con violencia en viviendas

  • Los cuatro arrestados acudían a los domicilios de sus víctimas para realizar entradas y supuestos registros y aprovechaban para robar dinero en metálico, joyas u otros enseres

Dos agentes de la Guardia Civil conducen a un detenido junto a un patrullero. Dos agentes de la Guardia Civil conducen a un detenido junto a un patrullero.

Dos agentes de la Guardia Civil conducen a un detenido junto a un patrullero. / D. S.

La Guardia Civil ha detenido a cuatro miembros de una red criminal extremadamente violenta que se dedicaba a atracar viviendas haciéndose pasar por guardia civiles y simulando entradas y registros domiciliarios de una supuesta investigación policial. A los arrestados, que actuaban en los municipios de Bormujos, Brenes, Isla Mayor y Aznalcázar, se le imputa delitos de usurpación de funciones públicas.

Según informa la Guardia Civil a través de un comunicado, los cuatro detenidos tenían un patrón perfectamente definido de conducta que consistía en simular ser guardias civiles, lo que se conoce en el argot policial como polis full, para, de este modo, actuar a cara descubierta mediante el traslado a los domicilios seleccionados identificándose como agentes de la autoridad para realizar una entrada y registro en el interior de las viviendas en el marco de una supuesta investigación policial.

Amedrentaban y amenazaban a sus victimas haciendo uso de gran violencia física e incluso armas de fuego

Las victimas permitían la entrada a los autores, quienes una vez en el interior no dudan en emplear la violencia física, incluso maniatando con bridas y grilletes metálicos a sus víctimas para sustraer dinero en metálico, joyas, dispositivos electrónicos e incluso mobiliario existente en el interior de los domicilios. Mientras uno de los autores empleaba armas de fuego para amenazar a los moradores, los otros realizaban el registro de la vivienda. Al mismo tiempo, una cuarta persona permanecía en las inmediaciones del domicilio para proporcionar seguridad a sus compinches en el interior de la casa, así como facilitar una huida rápida una vez finalizado el robo.

Ante la gravedad de los hechos, la Guardia Civil inició la investigación de los delitos ocurridos, recorriendo posibles itinerarios de huida, localizando posibles testigos y realizando entrevistas y otras gestiones para identificar a los autores. Finalmente se consigue identificar plenamente, localizar y detener a cuatro personas en el barrio de las 3000 viviendas de Sevilla. Se trata de A.C.A, J.L.S.B, E.C.F. y A.S.G., a quienes se imputa cuatro delitos de robo con violencia e intimidación y delitos de usurpación de funciones públicas.

Los detenidos fueron puestos a disposición de la autoridad judicial, quien decretó el ingreso en prisión provisional de los tres autores materiales de los robos, quedando en libertad la persona que realizaba labores de vigilancia mientras se producían los asaltos en las viviendas.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios