Cofradias

La reina Letizia acepta el nombramiento de hermana honoraria de Pasión

  • Continúa de este modo la vinculación de la Casa Real con la hermandad que nace de 1849.

Comentarios 15

Una tradición que continúa. La reina Letizia es desde el 26 de enero hermana honoraria de la Archicofradía de Pasión. El hermano mayor, Javier Criado, recibió el pasado lunes la misiva de la Casa Real en la que se comunica que doña Letizia acepta el ofrecimiento de la corporación sevillana.

La Reina pasa de este modo a formar parte de la nómina de Pasión, una hermandad que guarda vinculación con la Casa Real española desde la época de los Montpensier, concretamente desde 1849, cuando fueron recibidos como hermanos don Antonio de Orleans y doña María Luisa Fernanda de Borbón.

En la cripta de la capilla sacramental de Salvador están enterrados don Carlos de Borbón, capitán general de Sevilla y hermano mayor efectivo que fue de la cofradía, con su esposa la infanta doña Luisa de Orleans, abuelos maternos del rey Juan Carlos. En la cripta también reposan los restos de sus hijos el infante don Carlos de Borbón y doña María Dolores de Borbón, tíos de don Juan Carlos. El 19 de marzo de 1949 don Carlos de Borbón presentó a su nieto Juan Carlos como hermano de Pasión.

El conde de Barcelona, don Juan de Borbón, fue hermano mayor honorario desde antes de 1940 hasta su muerte, no dejando de pertenecer a la nómina cuando estuvo en el exilio. La hermandad concedió a su hijo, el rey Juan Carlos, su medalla de oro el 8 de abril de 1988, siendo hermano mayor Juan Fernández Rodríguez y García del Busto. La distinción le fue impuesta a don Juan Carlos el 6 de julio de 1992 por Javier Criado, durante su primera etapa como hermano mayor. Tanto el rey Felipe como sus hermanas forman parte de la nómina de la Archicofradía desde que eran pequeños.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios