Sevilla

Alertan de la falta de psiquiatras en el Hospital Psiquiátrico Penitenciario

  • El CSIF señala que esto ha paralizado revisiones clínicas, valoración de permisos y emisión de informes a órganos judiciales.

El Hospital Psiquiátrico Penitenciario de Sevilla. El Hospital Psiquiátrico Penitenciario de Sevilla.

El Hospital Psiquiátrico Penitenciario de Sevilla. / juan carlos Vázquez

CSIF Prisiones ha advertido de la falta de psiquiatras en el Hospital Psiquiátrico Penitenciario de Sevilla y las consecuencias "negativas" que esta situación tiene sobre la salud de los internos y la convivencia de éstos.

Así, CSIF Prisiones ha explicado que el pasado día 3 la Subdirección General de Instituciones Penitenciarias ordenó "con carácter forzoso, irrevocable y en un plazo de 24 horas el traslado de una médica, funcionaria en prácticas del Cuerpo Facultativo de Sanidad Penitenciaria, desde el Hospital Psiquiátrico Penitenciario de Sevilla al Centro Penitenciario de Huelva" con la idea de paliar la situación que se vive desde noviembre en ese centro penitenciario a raíz del "envenenamiento masivo de sanitarios por un opiáceo y las consiguientes bajas que esto ha generado dentro de la plantilla".

Si bien la situación en Huelva es "muy delicada", esta decisión hagenerado "un gran problema" al Hospital Psiquiátrico Penitenciario de Sevilla. Esta médica, funcionaria en prácticas del Cuerpo Facultativo de Sanidad Penitenciaria, posee la especialidad en Psiquiatría y realiza labores propias de su especialidad en el Hospital Psiquiátrico donde, de una plantilla de cuatro psiquiatras, "tan sólo hay una única plaza cubierta".

Pero además el momento del traslado ha sido en pleno periodo navideño donde la plantilla del Centro sevillano "estaba bajo mínimos", los cuadrantes de servicios y guardias médicas asignadas y esta doctora "era la única psiquiatra del establecimiento hasta mediados de enero".

Ante la urgencia y la obligación del traslado se suspendieron vacaciones a otros trabajadores y redistribuyeron los servicios. Desde la Subdirección Médica se emitió un informe argumentando las consecuencias "negativas" de dicho traslado urgente, máxime el realizarlo en ese periodo navideño, sin embargo la Administración no tuvo a bien considerarlo.

Paralización de actividades

La falta de psiquiatras, según CSIF, ha supuesto paralizar numerosas actividades que repercuten directamente sobre los pacientes tales como revisiones clínicas, valoración de permisos, emisión de informes a órganos judiciales, etc. Esta decisión de la Administración "repercute claramente sobre el derecho a la salud de los internos del que la propia Administración es la principal responsable, sin olvidar que estamoshablando de enfermos mentales y el hecho de ser un centro especial de carácter hospitalario", según el sindicato.

"Mención aparte y tan importante como la anterior es la repercusión sobre la convivencia entre los internos, pues el papel del psiquiatra es de terapeuta, ajusta medicación, establece programas, asigna módulos y compañeros de celda, programa entrevistas familiares, programas de salidas terapéuticas,...", subraya CSIF Prisiones, que advierte de que "si falta esa figura, el interno y dada su patología mental y al perder su principal referencia puede entrar en un bucle muy peligroso de agresividad hacia otros internos y trabajadores del centro".

Este Hospital Psiquiátrico de Sevilla "ha vivido serias y numerosas agresiones a trabajadores penitenciarios por falta de un correcto seguimiento clínico de los pacientes", por lo que con "medidas" como la tomada por la Administración "sin duda aumentarán las agresiones a personal trabajador penitenciario y las agresiones y peleas entre losinternos provocando un ambiente nada terapéutico y favorecedor para un correcto tratamiento clínico y reinsertador, pilares básicos de un Hospital Psiquiátrico Penitenciario".

"La propia Administración Penitenciaria reconoce, pero no soluciona, la dificultad extrema que viene encontrando para cubrir las plazas convocadas en la Oferta Pública de Empleo e facultativos, las plazas de interinidades están quedando vacantes y en el caso de psiquiatras es casi imposible en el actual mercado laboral encontrar profesionales quedeseen trabajar para esta Administración debido a la brecha salarial y condiciones laborales existentes entre la Sanidad Penitenciaria y la Sanidad Pública", ha alertado CSIF Prisiones. "No se puede asumir la política de 'desnudar un santo para vestir a otro', cuando estamos hablando de enfermos mentales, de asistenciaespecializada, de merma de calidad asistencial, etc.", concluye el sindicato.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios