Sevilla

El Arzobispado agradece el interés mostrado por las Hermanas de la Cruz afectadas por el Covid

Las puertas del convento de las Hermanas de la Cruz permanecen cerradas por confinamiento. Las puertas del convento de las Hermanas de la Cruz permanecen cerradas por confinamiento.

Las puertas del convento de las Hermanas de la Cruz permanecen cerradas por confinamiento. / Juan Carlos Vázquez

Desde el Arzobispado se mantiene el contacto con la Casa Madre de la Compañía de la Cruz, donde ayer miércoles se detectó un foco de coronavirus que afecta a unas cuarenta religiosas. En declaraciones a los medios de comunicación diocesanos, el delegado para la Vida Consagrada, José Ángel Martín, ha reiterado la disponibilidad de la Archidiócesis, tanto en este caso como en el de las dos comunidades de religiosas que ya han pasado por este trance: la de Santa Paula y la de Madre de Dios.

El sacerdote ha señalado que “estamos pendientes de ellas y de su evolución”, al tiempo que ha agradecido en nombre de toda la Archidiócesis “tantas llamadas preguntando por el estado de salud de ellas y de los otros dos conventos que ya han salido”.

Martín ha aprovechado la comparecencia para hacer una petición: “que le pidamos al Señor por el fin de esta pandemia, por todos los enfermos y, de una manera especial, por los enfermos consagrados, como son las Hermanas de la Cruz y esos dos conventos citados. Que el Señor -ha concluido- pronto nos libre de esta pandemia”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios